Audi e-tron prototype: hasta 408 CV y de 0 a 100 Km/h en menos de seis segundos

El Audi e-tron prototype tiene hasta un 30% más de autonomía gracias al sistema de recuperación de energía, sistema de control integrado de frenada electrohidráulico

El Audi e-tron prototype tiene una potencia de sistema de 300 kW (408 CV), el SUV eléctrico acelera de 0 a 100 km/h en menos de 6 segundos. En el ciclo de homologación WLTP, cubre más de 400 km con una carga de su batería. Un factor determinante en esta autonomía es el concepto de recuperación de energía más innovador en la categoría, como ha demostrado el SUV eléctrico en la impresionante prueba realizada en Pikes Peak.

El coche con su sistema variable de recuperación de energía, el más eficiente de entre todos sus rivales, es capaz de devolver a la batería una cantidad de energía tal, que sería posible volver a recorrer la misma distancia de nuevo.

El Audi e-tron prototype recupera energía con un par de hasta 300 Nm y 220 kW de potencia eléctrica, más del 70 por ciento de su potencia de sistema. Hasta el momento, ningún otro modelo de producción ha alcanzado una cifra semejante.

Audi e-tron prototypeAudi e-tron prototype

Por primera vez, se combinan tres modos diferentes de recuperación: manual, mientras el coche rueda por inercia utilizando las levas en el volante; de forma automática, en modo de marcha por inercia a través del asistente predictivo de eficiencia; y recuperación mediante los frenos, con una suave transición entre la deceleración eléctrica e hidráulica. Hasta 0,3 g, el Audi e-tron prototype recupera energía mientras es frenado únicamente a través de los motores eléctricos, sin utilizar el sistema de frenos convencional, lo que cubre más del 90 por ciento de las situaciones de frenada. De este modo, la energía retorna a la batería en casi todas las frenadas de este tipo.

Sus dos motores eléctricos rinden una potencia de 265 kW (360 CV), y desarrollan un par máximo de 561 Nm, un rendimiento que puede mantener durante un tiempo máximo de hasta 60 segundos. Esto permite que el vehículo acelere con salida parada hasta alcanzar una velocidad máxima de 200 km/h –limitada electrónicamente– varias veces consecutivas sin pérdida de prestaciones. El enorme par motor máximo se genera en apenas fracciones de segundo. Al cambiar el modo de funcionamiento D a S y presionar el pedal del acelerador a fondo, el conductor puede activar el modo boost. Disponible durante 8 segundos, la potencia máxima alcanza aquí los 300 kW (408 CV), con un par máximo de 664 Nm. El Audi e-tron prototype acelera entonces de 0 a 100 km/h en menos de 6 segundos.

Audi e-tron prototypeAudi e-tron prototype

Comenta esta noticia
Update CMP