Máxima expectación en la presentación de las torres que sustituirán a Mestalla

Plano desde arriba del proyecto

Plano desde arriba del proyecto

"Desmontar, no derribar Mestalla", bajo esa premisa se presentó el nuevo enfoque que la parcela del emblemático estadio presentará. El proyecto de las siete torres destaca por su modernidad.

Representantes de la Generalitat, entidades financieras, futuros cooperativistas, o los máximos mandatarios del Valencia CF, Anil Murthy y Mateu Alemany;  nadie quiso perderse la puesta de largo del macroproyecto "Residencial Acequia de Mestalla", el cual - según los plazos designados - comenzará con la demolición del actual estadio en 2022, para posteriormente continuar con una construcción del complejo que debería de comenzar en febrero del año 2023 con la previsión de proceder a su inauguración - entrega de llaves incluida - en diciembre de 2025.

Mantener parte de su esencia futbolística

"Marcará un antes y un después en el urbanismo y el estilo arquitectónico de la ciudad", en esos precisos términos se manifestó el presidente de la Gestora ADU Mediterráneo, José Luis Santaisabel, en relación a una transformación de la parcela que, en cierta medida, pretende conservar el espíritu de lo que ha sido el recinto de Mestalla durante tan larga época.

Con el trazado de las torres recreando los cuatro vomitorios de salida del estadio, también serán otros los elementos destinados a evocar distintos motivos futbolísticos; destacando entre ellos el de un círculo central que se mantendrá en el mismo punto de lo que ahora es el terreno de juego de forma simbólica.

Cifras del proyecto

De las siete torres que se levantarán - cada una de 22 alturas -, dos quedarán a disposición del Ayuntamiento y las cinco restantes para la Cooperativa dentro de una zona urbanizada que contará con un jardín a dos niveles, un zócalo comercial de 18 metros de altura o párking público y privado en el marco de una zona terciaria de 26.000 metros cuadrados.

Aluvión de cooperativistas

"Más de 2.800 familias se han interesado ya por las viviendas", apuntaba el propio Santaisabel aunque, no obstante, se prevé situar el número final de hogares habitables en torno a los 440, habida cuenta de la alta demanda de familias que pretenden que éstos excedan los 100 metros cuadrados - inicialmente estaba previsto construir unos 480 aproximadamente -. Los cooperativistas dados de alta en el proyecto ya rozan los 400, por lo que en el plazo de un mes se espera ya que el cupo de viviendas esté cubierto dado el interés que la ciudadanía continúa mostrando con vistas a formar parte del innovador complejo.

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP