21 de abril de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Así es la ‘hebilla bomba’ que ha sembrado el caos en Sants y Atocha

La pieza, con forma de granada, fue detectada en el escáner de acceso al AVE que salía de Barcelona a Madrid y obligó a desalojar las dos estaciones mientras se localizaba a la propietaria.

El caos y algunos conatos de pánico en las estaciones de Sants y Atocha han estado provocados por la hebilla de un cinturón de muy dudoso gusto pero de aspecto tremendamente amenazador.

La Policía Nacional ha confirmado que las alertas en Madrid y Barcelona por la presunta presencia de explosivos en un tren entre las citadas estaciones eran una falta alarma. Y se activó este protocolo por la hebilla de un cinturón con forma de granada de mano que viajaba en una maleta entre las principales estaciones de la Ciudad Condal y la capital.

 

 

Las comprobaciones comenzaron en la estación de Sants, cuando las alarmas se desataron en el escáner de seguridad que da acceso al AVE. Los Mossos buscaban a la propietaria de esa maleta y durante dos horas interrumpieron los servicios de trenes.

Sobre las 9:49 se empezaron a restablecer los servicios de la estación después de que las unidades especializadas, entre ellas Tedax, hicieran las comprobaciones oportunas y certificaran que la maleta viajaba destino a Madrid.

 

Viajeros saliendo de la estación de Atocha tras la orden de desalojo de la Policía por amenaza de bomba. 

 

Fue entonces cuando la Policía decidió desalojar por complejo la estación de Atocha. Renfe confirmó el desalojo en torno a las 10 de la mañana y algunos testigos han explicado que se pidió a los viajeros "salir corriendo a la calle" para dejar la estación vacía. 

Cuando las fuerzas de seguridad han podido confirmar que se trataba de una falsa alarma han permitido a Renfe que la estación de Atocha volviera a la normalidad. Y seguramente habrán recomendando a la propietaria del cinturón que revise sus gustos y que escoja unos complementos menos belicosos.

Comenta esta noticia
Update CMP