22 de mayo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La hora más crítica para los ocho héroes al rescate del “pequeño minero” Julen

Los servicios de rescate en las horas decisivas.

Los servicios de rescate en las horas decisivas.

La excavación de la galería horizontal ha progresado hasta los 3,15 metros. Faltan teóricamente tan solo 65 cm para llegar al lugar en el que se cree que se encuentra el pequeño.

Trabajan de rodillas, a martillazos, reciclando su propio oxígeno, a 70 metros bajo tierra desde la tarde del jueves. Sin descanso. Y no pararán hasta sacar de su agujero al pequeño Julen  “Ningún minero se queda en la mina, y Julen en estos momentos es un minero”. Ésa es la consigna a la que aferran Sergio Tuñón, Antonio Ortega, Maudilio Suárez, Lázaro Alves Gutiérrez, José Antonio Huerta, Jesús Fernández Prado, Rubén García Ares y Adrián Villaroel, los ocho héroes al rescate del niño de Totalán.

 

Con cerca de dos metros excavados de galería, incluidas dos microexplosiones controladas, para alcanzar el punto donde se cree que está Julen, los integrantes de la Brigada de Salvamento Minero se preparan para afrontar la fase más crítica de la misión que llevan preparando días: alcanzar el pozo.

Según ha explicado en una entrevista en Onda Cero el exdirector de la Brigada de Intervención Minera, Santiago Suárez, cuando ya se hayan perforado algo más de dos metros de galería se puede realizar lo que ha denominado como una "cala o pequeño sondeo con un talado que les permitiría introducir una cámara para comprobar la posición. "Antes de acometer la fase final de comunicación conviene tener claro donde está (el niño),porque tampoco sabemos si está un poco más arriba, abajo o enfrente". Suárez ha destacado, además, la necesidad de realizar el resto de la galería debido a la proximidad al pozo.

El especialista ha resaltado la complejidad de la excavación que están realizando sus compañeros debido a la dureza del terreno, aunque ha admitido que el hecho de que sea un espacio rocoso permite trabajar con mayor seguridad a los brigadistas. "La dureza retrasa, pero nos facilita también la comunicación. Si fuese un terreno blando habría un riesgo de derrabe y esto nos permite que el posteo sea más rápido", ha añadido.

Las próximas horas, en fin, serán decisivas. Los ocho héroes de la brigada no cejarán hasta dar con su pequeño compañero.

Comenta esta noticia
Update CMP