27 de junio de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La mujer de Junqueras vive del Estado mientras despotrica contra España

Neus Bramona, cuando fue candidata de ERC

Neus Bramona, cuando fue candidata de ERC

Nieves Bramona, que fue candidata de ERC, no da clases en el colegio del que es profesora desde que hace un año su marido entró en prisión. Una baja laboral le da el sueldo sin trabajar.

Se llama Neus (Nieves) Bramona, y es la mujer de Oriol Junqueras, uno de los paladines de la independencia de Cataluña. Pero curiosamente, ella vive del Estado, con un sueldo público que recibe cada mes sin necesidad de acudir a su puesto de trabajo en la escuela Els Cingles, sita en el municipio de l'Ametlla del Vallès (Barcelona).

Lo desvela este sábado El Mundo, que pone fechas a ese largo asueto remunerado a través de una baja médica para una dolencia que nadie conoce y que coincide con el ingreso en prisión de su esposo. Eso le permite disfrutar de su salario sin madrugar ni acudir a su puesto, para quedarse en San Vicente dels Horts en su chalet de 240 m2, con otros 900 m2 de parcela, cuidando de los hijos de la pareja.

 

Bramona no se prodiga, pese a que concurrió con las listas del partido encabezado por Junqueras en las Elecciones de 2011 y 2015, y en este año sólo ha hablado para RAC1, uno de los altavoces del independentismo más sólidos. 

"Está inventando unos delitos que no existen. No hay delito de rebelión ni de sedición, ya lo sabemos. Es una novela que han escrito y que han fundamentado a saber con qué argumentos", dijo en ese encuentro radiofónico" recopilado por El Mundo.

 

 

"Al final, entras en una rutina. Te adaptas a lo cotidiano sin Oriol. Se me está haciendo muy largo (...) Yo lo tenía asumido. Cuando le llamaron a declarar y hablé con Oriol, empecé a imaginar que la posibilidad de la prisión era muy probable. De hecho, el día 1, antes de que cogiera el AVE para ir a Madrid, nos despedimos".

Sin trabajar

Una baja de un año, que en el ámbito público además no supone ya reducción de la retribución y permite cobrar el 100% del sueldo, no es fácil de lograr y supone un gran esfuerzo para las arcas públicas, que sostienen el estipendio sin la producción laboral que comporta y, en muchos casos, obliga a contratar a otra persona más para cubrir la vacante, duplicándose así el gasto.

 

 

Bramona saltó a la opinión pública este verano, junto a sus hijos Lluc y Joana, con una supuesta carta remitida por un preso de la cárcel de Estremera en loa a Junqueras que fue repetida hasta la saciedad por dirigentes políticos como Gabriel Rufián o periodistas como Empar Moliner.

Comenta esta noticia
Update CMP