22 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La foto de la vergüenza que Iglesias se hizo con los de Alsasua y escondió

Pablo Iglesias con los familiares de los agresores de Alsasua.

Pablo Iglesias con los familiares de los agresores de Alsasua.

El líder de Podemos se cuidó de que no quedara constancia gráfica del polémico encuentro que mantuvo en el Congreso con los familiares de los agresores de dos guardias civiles. Aquí está.

La foto de la infamia se produjo el miércoles de la pasada semana, en medio del pleno del Congreso de los Diputados. Podemos recibió, en las mismísimas instalaciones del Parlamento y no en su sede, a un grupo de familiares de los radicales que agredieron brutalmente a varios agentes de la Guardia Civil en la localidad navarra de Alsasua, el 16 de octubre del pasado año.

Pero el partido morado tuvo especial cuidado en no difundir la imagen del encuentro, en el que participaron además -luego suscribieron un comunicado conjunto de apoyo- representantes de PNV, PDeCAT, ERC y Bildu.

Sin embargo, la instantánea ha circulado en los últimos días por los foros de algunas web radicales como Hitzondo Altsasu. En ella, se puede ver a los familiares de los agresores de los agentes junto a Pablo Iglesias y sus diputadas por Navarra y Vizcaya, Ione Belarra y Nagua Alba.

Los familiares de los agresores de Alsasua han presumido en los foros proetarras de su visita al Congreso

En el manifiesto que suscribieron Podemos y sus ocasionales socios se considera a los agresores "víctimas" y se denuncia que están siento sometidos a "un juicio injusto y desproporcionado".

"Las personas que han sido agredidas son víctimas, y las personas que están siendo sometidas a un proceso judicial injusto y desproporcionado son también víctimas. Nos solidarizamos con todas las víctimas. Lo que estamos reivindicando aquí es que esto es una pelea de bar, en cualquier otro lugar de España sería juzgado por un juzgado de primera instancia",  aseguró la portavoz de Podemos, Ione Belarra.

Este manifiesto provocó una palpable indignación en un sector de grupo parlamentario morado ligado al errejonismo. Por ello, se demarcaron el magistrado Juan Pedro Yllanes y Juan Antonio Delgado, guardia civil y exportavoz de la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC).

Este último llegó a escribir este tuit:

 

Este pasado lunes, Iglesias volvió a provocar la indignación de los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. Registró una petición en el Congreso para exigir la derogación del artículo 578 del Código Penal, precisamente el que castiga los delitos de humillación a las víctimas y enaltecimiento del terrorismo.

Luego, por si fuera poco, trató de erigirse en abogado defensor de los agentes de la Guardia Civil, tras la polémica que ha salpicado al director de la DGT, Gregorio Serrano, y su presunta ocupación de un pabellón del Instituto Armado. Esta actitud ha provocado un profundo malestar entre policías y guardias civiles, ya que se produjo sólo una semana después de la fotografía de la infamia. Y así se lo recordó el propio ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido.

Comenta esta noticia
Update CMP