14 de diciembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Una foto infame del álbum privado de Podemos acorrala a Manuela Carmena

Ni siquiera Podemos ha respaldado la decisión de Manuela Carmena de negar un homenaje a Miguel Ángel Blanco.

Ni siquiera Podemos ha respaldado la decisión de Manuela Carmena de negar un homenaje a Miguel Ángel Blanco.

Peor que su decisión de no colgar una pancarta en memoria de Miguel Ángel Blanco han sido sus explicaciones, que han hecho estallar incluso a Marimar Blanco, poco amiga de las polémicas.

La responsable de que el 20 aniversario de la muerte de Miguel Ángel Blanco haya derivado en un enfrentamiento político tiene nombre y apellidos: Manuela Carmena Castrillo.

La alcaldesa de Madrid ha generado una polémica absurda al negarse a colocar una pancarta en recuerdo del joven concejal del PP de Ermua; pero más allá del gesto en sí peor han sido las explicaciones.

Carmena insistió este lunes en que no hay pancarta "para no hacer una situación de menosprecio de unas víctimas en relación a otras", cuando víctimas como Maite Pagazaurtundua -ETA mató a su hermano Joseba- fueron las primeras en recordarle que Blanco ha sido, es y será un símbolo.

Marimar Blanco, poco amiga de las polémicas, esta vez ha estallado ante el "sectarismo" -en palabras de varios dirigentes del PP- de Ahora Madrid, que entre otros alberga en su equipo de gobierno a un concejal -Guillermo Zapata- capaz de hacer bromas con el atentado que dejó sin piernas a Irene Villa

Durante un homenaje a las puertas de la sede del PP, y debajo de una pancarta en la que se leía Sigues dejando huella, la presidenta de la Fundación Miguel Ángel Blanco dio a Carmena, a Ahora Madrid y a Podemos una lección de integridad. 

Marimar Blanco recordó a todos ellos que Pablo Iglesias y algunos otros diputados morados no tuvieron tantos complejos para reunirse en el Congreso con familiares de los ocho detenidos en Alsasua por dar una paliza a dos guardias civiles y sus novias. 

Ocurrió en marzo y, aunque Podemos ocultó aquella foto de la infamia y se la guardó para su álbum privado, ESdiario la publicó días después en exclusiva. En ella el líder de Podemos y sus diputadas Ione Belarra (por Navarra) y Nagua Alba (Vizcaya) posaban sonrientes junto a los familiares de aquellos para los que la Fiscalía de la Audiencia Nacional acaba de pedir penas de cárcel que suman 350 años por lesiones terroristas.

 

Hasta Podemos se ha puesto de perfil con la ofensa gratuita de Carmena a la memoria de Miguel Ángel Blanco. Su secretario de Organización, Pablo Echenique, se quitó de en medio este lunes al señalar que eso son cosas "que tienen que decidir los grupos municipales". 

La polémica ha salpicado también al PSOE, con cuya inestimable ayuda gobierna Carmena. La presidenta del partido, Cristina Narbona, no sabía dónde meterse cuando en Ferraz los periodistas le preguntaron hasta en cuatro ocasiones por la decisión de su protegida en el Ayuntamiento de Madrid.

Narbona comenzó diciendo que todas las víctimas "tienen el mismo derecho a ser reconocidas" -la tesis de Carmena- para acabar reconociendo que Miguel Ángel Blanco "merece un reconocimiento".

A pesar de los impedimentos que Ahora Madrid está poniendo, el joven concejal de Ermua tendrá pancarta en Madrid. Concretamente en la Plaza de la Villa, donde se encuentran las oficinas del grupo municipal del PP. Así que Manuela Carmena no va a salirse con la suya.

Es más. A última hora de la tarde la alcaldesa reculó a medias y el Ayuntamiento emitió un comunicado convocando una concentración el miércoles; eso sí, en recuerdo de todas las víctimas y arrastrada por la convocatoria global promovida por la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP).

Comenta esta noticia
Update CMP