Noticias falsas en Oncología: ¿Obviar la evidencia y poner en riesgo tu vida?

El día 19 de octubre se celebra el Día Mundial del Cáncer de Mama para dar un apoyo las mujeres que padecen la enfermedad. El jefe de oncología del IVO alerta sobre tratamientos alternativos

En los últimos tiempos estamos detectando más interés y un mayor consumo de productos ‘alternativos’ u homeopáticos entre el público general, lo que está suponiendo un gran reto puesto que está dejando víctimas en el camino. Y esto a pesar de las alertas que se envían tanto desde la administración sanitaria como desde los profesionales de la Oncología.

Aparentemente se está dando una colisión entre la autonomía personal del paciente, el periodismo engañoso, las redes sociales, la desinformación generalizada y la marginación social, que en conjunto socavan el valor de las decisiones basadas en las evidencias científicas y el esfuerzo académico. En Oncología, los efectos de este conflicto están generando autodiagnósticos, diagnósticos por vías sin autoridad científica y demanda de tratamientos ‘alternativos’ independientes de los consejos de sus médicos.

Estudios locales han demostrado que el 50% de pacientes con cáncer han tomado algún tipo de medicina ‘alternativa¡ en algún momento de su proceso.

La mayoría de estos fármacos suelen ser tan inofensivos como ineficaces, pero en muchas ocasiones pueden intervenir en el metabolismo de los fármacos oncológicos haciéndoles perder eficacia o aumentando su toxicidad.

Algunos estudios, como el publicado en JAMA Oncology el 19 de julio de 2018 y en el Journal of National Cancer Institute en 2017, ya pusieron de manifiesto que los pacientes que usan medicinas ‘alternativas’ tienen más del doble de probabilidades de rechazar la cirugía, la radioterapia o la quimioterapia, y mayores posibilidades de morir de su enfermedad.

¿Cuál es la causa para que alguien prefiera intervenciones no probadas en lugar de tratamientos efectivos basados en las evidencias científicas?

La desinformación y las mentiras se propagan más rápidamente y con mayor intensidad que la evidencia científica verificada 

La desinformación y las mentiras se propagan más rápidamente y con mayor intensidad que la evidencia científica verificada debido a la propia naturaleza de los medios por los que nos comunicamos actualmente. La facilidad con que las redes sociales, las plataformas de noticias online de dudosa reputación y el ejercicio de intereses comerciales con pocos escrúpulos pueden poblar los canales de información falsa.

En la era actual de las noticias ‘falsas’ (Fake news), se deben redoblar los esfuerzos para comunicar mejor los avances médicos, de una manera precisa y comprensible para el público general y los pacientes, y así garantizar que el conocimiento genuino pueda separarse de la información falsa.

En esta línea, la Fundacion ECO Excelencia y Calidad en Oncologia (ECO), la Sociedad Española de Oncologia Medica (SEOM) y #SaludsinBulos https://saludsinbulos.com/, han firmado un acuerdo de colaboración para desmentir noticias falsas sobre cáncer en internet.

Recientemente, un grupo de psicólogos, periodistas, lingüistas y expertos en comunicación, reunidos por la Fundación San Millán de la Cogolla, el pasado 29 de mayo de 2018, en el XIII Seminario Internacional de Lengua y Periodismo bajo el título de “El lenguaje en la era de la posverdad”, exponían que “aunque las noticias falsas siempre han existido, hoy viajan hasta seis veces más rápido”, y sólo el aumento del prestigio de los medios de información ‘serios’, a la vez que accesibles para el público general, puede brindar esa credibilidad que contrarreste la influencia de las noticias falsas.

Referencias:

Editorial. Oncology, “fake” news, and legal liability. The Lancet Oncology, 1 sep 2018 https://www.thelancet.com/journals/lanonc/article/PIIS1470-2045(18)30610-7/fulltext

Maribel Fernández. La importancia del ‘branding’ ante las noticias falsas. Savia, 3 sep 2018. https://www.revistasavia.com/economia/analisis-economia/el-branding-como-receta/

Comenta esta noticia
Update CMP