16 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Puigdemont exige "la liberación" de los miembros del Govern al salir de prisión

A pesar de la euforia triunfal del expresidente catalán, el Gobierno central ve aún abierta la posibilidad de que España pueda juzgarle por rebelión y prefiere no hacer hipótesis de momento.

El expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont ha exigido este viernes "la liberación inmediata" de todos los miembros del Govern cesado que se encuentran encarcelados en España y ha llamado al diálogo para resolver la situación política catalana.

Lo ha hecho en declaraciones a los medios tras abandonar la cárcel alemana de Neumünster por orden del Tribunal Regional Superior (OLG) de Schleswig-Holstein, en el norte de Alemania, que le ha puesto en libertad bajo fianza de 75.000 euros.

"Es una vergüenza para Europa tener presos políticos", ha valorado Puigdemont, que ha asegurado que ha confiado siempre en la justicia europea, de la que ha destacado su compromiso con los derechos humanos y la separación de poderes.

Su causa, ha afirmado, "no es sólo por el derecho a la autodeterminación ni sólo una cuestión interna, sino que afecta a todos los ciudadanos que se preocupan por los riesgos de una democracia blanda" que, ha augurado, puede acabar con Europa.

El expresidente de la Generalitat ha defendido que "es el momento de dialogar", y ha insistido en que no hay excusa para que las autoridades españolas no quieran negociar con las instituciones de Cataluña: "Pedimos diálogo en los últimos años y sólo hemos recibido una respuesta violenta y represiva. Es hora de hacer política".

Puigdemont permanecía en prisión desde que el pasado 26 de marzo fuese detenido al intentar cruzar en coche por Alemania para regresar a Bélgica, donde había establecido su residencia para huir de la Justicia española.

El expresidente fue arrestado en respuesta a una euroorden de detención dictada por el juez del Tribunal Supremo español Pablo Llarena, quien en un auto de procesamiento atribuía a Puigdemont los delitos de rebelión y malversación de caudales públicos.

Sin embargo, el tribunal alemán ha rechazado que exista delito de rebelión, aunque seguirá el procedimiento de la extradición en base al delito de malversación de fondos públicos.

La misma corte dictó el jueves la puesta en libertad de Puigdemont bajo fianza de 75.000 euros, que según la defensa del expresidente se transfirieron a la autoridad en la noche de este jueves y que el tribunal ha recibido este viernes.

 

Por su parte, el portavoz del Gobierno, Íñigo Méndez de Vigo, insistió este viernes en que el procedimiento abierto en Alemania contra Puigdemont en aplicación de una euroorden de detención aún no ha terminado y que hasta entonces no se podrá determinar si la Justicia española podrá o no juzgar por rebelión al expresidente catalán.

Méndez de Vigo abogó por "esperar a que acabe el procedimiento" para ver si será extraditado y por qué delitos exactamente, y dijo que el Gobierno prefiere "no aventurar hipótesis".

Comenta esta noticia
Update CMP