20 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Podemos hace justicia (y el ridículo) con el Rey Mago

Para Ahora Madrid el rey Baltasar ha sufrido vejaciones históricas.

Para Ahora Madrid el rey Baltasar ha sufrido vejaciones históricas.

La última del equipo de gobierno de Madrid ha sido poner en valor al Rey que ha sido vilipendiado en innumerables cabalgatas.

Baltasar es una figura maltratada que  ha sufrido una  terrible vejación al ser representado,  año tras año, por señores con el rostro embadurnado de betún de judea como unos vulgares deshollinadores. Lo ha dicho un sesudo concejal que va a acabar con esta humillación histórica cambiando al de la cara pintada por una señora con una barba postiza. Baltasar debe de estar flipando pepinillos con el cambio. Ahora bien, las mujeres estamos felices. Es más, en los foros feministas no se habla de otra cosa.

Por encima de la igualdad de salarios o de la conciliación familiar, lo que nos traía a mal traer era esta flagrante discriminación que nos privaba de la posibilidad de ponernos una barba y desfilar en la cabalgata como unas reinonas con la ventaja además de que como vamos a tener aparcamientos solo para nosotras gracias a Manuela Carmena, podremos aparcar la carroza sin problemas.

Lo que llama poderosamente la atención es que la personalísima interpretación de la paridad que hace este fenómeno del municipalismo no le lleve a cambiar el oro por "boniatos", que para quien no lo sepa es una moneda social, el incienso por pachuli y la mirra, que no se sabe para qué sirve, por magdalenas de la alcaldesa.

Son muy de soluciones imaginativas estos de la nueva política. Ahí está sin ir más lejos Iñigo Errejón que para evitar líos propone que presida el gobierno un independiente, por supuesto de izquierdas, que no pertenezca a ningún partido, no haya ido en ninguna lista, no sea ninguno de los parlamentarios elegidos en las urnas y esté por encima del bien y del mal. Algo amplio que pueda abarcar desde Victor Manuel hasta Sor Lucía Caram.

La idea es simplemente genial. Y si además de todo eso conseguimos que sea mujer, negra y con barba habremos hecho felices a millones de negros, de mujeres y de barbudos para los que los problemas cotidianos serán, sin duda, mucho más llevaderos sabiendo que hay políticos imaginativos dejándose las pestañas por devolvernos la dignidad y facilitarnos la vida.

Comenta esta noticia
Update CMP