28 de septiembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Minutos de tensión en la plaza de Cuzco por una mochila olvidada

La plaza de Cuzco en Madrid desalojada por una mochila sospechosa.

La plaza de Cuzco en Madrid desalojada por una mochila sospechosa.

La policía acordona durante una hora la zona situada entre el Paseo de la Castellana y la calle Alberto Alcocer cerca de donde está el Ministerio de Economía y el estadio Santiago Bernabéu.

Toda precaución es poca y el nivel 4 de alerta terrorista se deja notar en la capital de España. La policía acordonó a primera hora esta tarde la madrileña plaza de Cuzco ante la amenza de un posible paquete sospechoso. Se trataría de una "mochila abandonada" según la información facilitada por InfoEmergencias de Madrid a través de su cuenta de Twitter. Fuentes policiales confirmaron la noticia y aportaron que el  paquete se hallaba en un carrito similar a uno de la compra cerca del Ministerio de Administraciones Públicas, cuyas dependencias también han sido desalojadas durante una aproximadamente una hora. 

Los agentes despejaron las inmediaciones y cortaron el tráfico en un perímetro que incluyó la intersección del Paseo de la Castellana con la calle Alberto Alcocer ante esta amenaza en pleno centro financiero de la capital. La seguridad del Estado confiaba en que se trataba de una falsa amenzana porque los perros detectores de explosivos no marcaron la existencia de artefacto alguno pero "por protocolo" esperaron la llegada de los artificieros Tedax para descartar el peligro.

El paquete sospechoso se trataría de una cartera y un carrito candados a una señal de tráfico en uno de los cruces del semáforo de la plaza de Cuzco por unos repartidores de publicidad que que regresaron a por ella tras realizar su trabajo por la zona, según explicó la policía. 

Cumpiendo el procedimiento que marca el grado 4 de amenaza terrorista en el que se encuentra España desde hace algún tiempo y la proximidad de los atentados de París del pasado viernes, los agentes redoblaron la precaución e hicieron sonar todas las alarmas tras el primer aviso.

La policía impidió a los trabajadores y empleados de las empresas cercanas salir de los edificios y alertaron a los vehículos de los cortes de tráfico en el Paseo de la Castellana, una de las arterias principales de la ciudad. En la zona afectada se encuentran las sedes de algunas de las grandes empresas españolas, varios ministerios como los de Defensa, Economía y Haciencia y Administraciones Públicas y unos metros más arriba, en la misma calle, el estadio Santiago Bernabéu, que está bajo serias medidas de seguridad por el encuentro entre el Real Madrid y el Fútbol Club Barcelona del próximo sábado. 

Comenta esta noticia