21 de septiembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Receta de temporada: batido cremoso de melocotones

En 5 minutos tendrás un postre espectacular, delicioso y muy sano

 

Rico en esencias aromáticas, el melocotón nos regala una dulzura floral delicada, perfecta para preparar este sencillo, pero espectacular batido cremoso que apetecerá a todos.

Puedes utilizar cualquier tipo de melocotón e incluso combinarlos. Tanto los de pulpa blanca como los de pulpa amarilla, son excelentes, pero ten siempre muy presente que han de estar maduros. Los más adecuados son aquellos que al tocarlos su carne cede ligeramente y desprenden un agradable y poderoso perfume. Indiscutiblemente una buena selección a la hora de elegir los melocotones es la mejor garantía de obtener un éxito rotundo.

Una elaboración increíblemente fácil donde en pocos minutos tus copas se verán elegantes, apetecibles y deliciosas.

Dificultad: Baja

Tiempo de preparación: 5 minutos

 

Ingredientes para 4 personas

3 melocotones maduros

1 vaso de leche de soja

½ cucharadita de esencia de vainilla

2 cucharadas de sirope de arce

1 vaso de cubitos de hielo

caramelo líquido

Para la nata montada:

150 gramos de nata

2 cucharas azúcar glass

Decoración:

azúcar de coco o integral

láminas de coco (opcional)

hojas de menta

 

Elaboración:

1.- Pela los melocotones córtalos en trozos e introduce en un vaso batidor junto a la leche de soja, el sirope de arce, la esencia de vainilla y los cubitos de hielo. Tritura hasta conseguir una crema homogénea y suave. Prueba y rectifica su dulzor al gusto.

 

2.- Haz una base con el caramelo líquido en tus copas y vierte el batido de melocotones dejando libre un centímetro y medio hasta el borde.

 

3.- Vierte la nata en un recipiente y recuerda que para que este proceso sea más rápido, la nata ha de estar muy fría.

Comienza a batir con unas varillas eléctricas hasta observar que comienza a montar. Añade poco a poco el azúcar glass y sigue batiendo hasta obtener una consistencia firme.

 

4.- Introduce el resultado en una manga pastelera y termina de rellenar tus copas.

Deja caer una pequeña lluvia de azúcar de coco, alguna lámina de coco partida y decora con las verdes y perfumadas hojas de menta.

Una bebida saludable y deliciosa para decir adiós al verano.

 

 

Comenta esta noticia