24 de octubre de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Sofía Suescun sienta en el banquillo de los acusados a José Antonio Avilés

Lo que dijo el exsuperviviente colaborador de Emma García sobre lo que hacía la novia de Kiko Jiménez con los futbolistas de Primera División era tan fuerte que le puede salir ahora muy caro

 

 

Hace unos días José Antonio Avilés recibía una cédula de citación procedente del juzgado nº44 de primera instancia de Madrid. En dicho documento se requería la presencia del colaborador en concepto de demandado, para asistir a un acto de conciliación previo a la celebración del juicio tras ser admitidas por el juzgado las pretensiones de Sofía Suescun Galdeano.

El juzgado atendía así a la petición por parte de la defensa de Sofía de que el demandado respondiera de “las declaraciones injuriosas yo vejatorias” que Avilés vertió en el programa Viva la Vida, el 14 de septiembre de 2019. En dicho programa y como así se aporta en la querella presentada, el colaborador afirmó que “a Sofía la huyen todos los futbolistas de este país, ya que es conocido por todos que se confabula con paparazis para organizar trampas, en las que estos caen y así ofrecer montajes periodísticos”.

Pero las acusaciones de Avilés contra Suescun no quedaron ahí. El colaborador dio un paso más y aseveró que la demandante “estaría vetada en los locales de moda a los que acuden estos futbolistas”. En el escrito de presentación de la querella a la que hemos tenido acceso, la defensa de la actual novia de Kiko Jiménez, resalta el tono utilizado por Avilés a lo largo de su intervención televisiva, llegando a afirmar que de su lenguaje se desprende “una extraordinaria acritud hacia la demandante y una actitud claramente machista”. Para refrendar tales afirmaciones, la defensa de Suescun aporta la documentación en la que el resto de los comentaristas presentes con Avilés ese día en plató y la presentadora del programa, Emma García “se ve en la obligación personal y profesional de salir en defensa de nuestra representada”.

La Cédula de citación fue recogida por Avilés en las instalaciones de Mediaset al no disponer la parte demandante de la dirección exacta de su domicilio. Una documentación en la que la defensa de Sofía Suescun deja clara su disposición de llegar a un acuerdo previo a la celebración de juicio, si Avilés atiende a sus peticiones. Entre estas peticiones estarían “unas disculpas públicas, el compromiso de no volver a realizar valoraciones de esta clase respecto a la demandante y abonar la cantidad de 20.000 euros en concepto de indemnización”.

Nada más recibir la notificación, Avilés puso toda la documentación en manos de su actual abogada Cynthia Ruiz, que ya ha iniciado las conversaciones con el letrado encargado de la defensa de Suescun, Nacho Toledano. Puestos en contacto con las partes, todos ellos están convencidos de que se llegará a un acuerdo porque hay disposición de que se llegue a un arreglo sin necesidad de que sea un juez el que dicte sentencia.

Avilés por su parte estaría dispuesto a reiterar las disculpas que, al parecer, vertió una vez fue reprendido ese mismo día en el plató de Viva la Vida. Sobre el desembolso de los 20.000 euros, en concepto de indemnización, ambas partes han manifestado su intención de sentarse y llegar a una resolución satisfactoria para todos. Por su parte, Avilés no quiere hacer ningún tipo de declaración aconsejado por su abogada y familiares. Así que tendremos que esperar para ver en qué queda este asunto judicial.

Comenta esta noticia