30 de octubre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Abad cambia el dibujo de la ex de Mainat en una exclusiva para "Espejo Público"

Nacho Abad y Diego Revuelta

Nacho Abad y Diego Revuelta

Nuevo capítulo en el culebrón del momento. El magacín de Antena 3 ha mostrado unas imágenes y declaraciones inéditas de Dobrowolski que han dado un giro de 180 grados a lo dicho hasta ahora.

El Caso Mainat sigue trayendo cola. Espejo Público ha emitido este miércoles la declaración de Ángela Dobrowolski ante el juez. Una exclusiva que ha conseguido Nacho Abad para el programa de Antena 3 y en la que el periodista ha tenido acceso a una declaración judicial de una hora de duración.

"Nada es como se había contado hasta ahora. Se había dicho que hacían vidas separadas desde enero. Ángela vivía en la casa y el fin de semana anterior a la presunta tentativa de asesinato Ángela y Josep María Mainat se fueron a pasar un fin de semana romántico", ha comenzado explicando Abad.

Una declaración ante el juez en la que Dobrowolski admite que había pinchado varias veces a su marido, pero dice que se trataba de la medicación que Mainat tenía pautada. "Quiero declarar. Esto no es cierto. Yo pinché a mi marido porque él me lo pidió. Le pinché hormona de crecimiento. Le pinché testosterona. Le pinché vitamina b12 y le pinché saxenda. Las toma y se las suministro para su bienestar, para mantener una fuerza muscular, para suplementar la falta de vitamina de b12 y saxenda para adelgazar", comenzó diciendo la mujer del productor de televisión ante el juez.

Unas primeras palabras tras las cuales Abad ha insistido en que "el dibujo que nos habían hecho de lo que estaba ocurriendo no se corresponde con la realidad". "Hay elementos externos que sostienen las afirmaciones que ella hace", ha comentado el periodista, haciendo referencia a un tratamiento que Mainat seguía para rejuvenecer, algo que corrobora la información médica.

Una declaración judicial en la que Ángela también explica por qué acudió tantas veces a la nevera en la noche en la que presuntamente habría intentado acabar con la vida de su marido. "Por las noches era habitual que yo tuviera insomnio y buscaba comida, dulces, sobre todo buscaba dulces. No encontraba, me iba insatisfecha a la habitación y de nuevo el apetito me hizo buscar", comenta.

Asimismo, la mujer de Mainat desmintió que ella y el productor estuvieran separados. "Teníamos problemas, íbamos a una terapeuta, a veces no dormíamos juntos porque uno se enfadaba e iba a la otra habitación, pero no estábamos separados", insistió. Unas palabras tras las cuales aseguró que no se iba a rendir por todo lo que estaba ocurriendo. "Resistiré hasta el final. Esto es una injusticia lo que me está pasando. Yo voy a aguantar", concluyó Dobrowolski.

Comenta esta noticia