21 de agosto de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Posible suicidio: Miguel Blesa aparece muerto con un tiro de su escopeta de caza

El expresidente de Caja Madrid, Miguel Blesa.

El expresidente de Caja Madrid, Miguel Blesa.

El expresidente de Caja Madrid, condenado por las tarjetas black, se hallaba en una finca de caza en Córdoba. Las primeras hipótesis apuntan al suicidio.

El cuerpo sin vida del expresidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, ha sido hallado este miércoles en una finca denominada Puerto del Toro, en la localidad de Villanueva del Rey (Córdoba), lugar que frecuentaba para cazar.

Según fuentes de la Guardia Civil, Blesa, de 69 años, se encontraba desayunando con un grupo de amigos antes de salir de cacería y Miguel Blesa se ha levantado diciendo que iba a mover el coche.

Según los primeros indicios, la causa de la muerte ha sido un disparo en el pecho producido por una escopeta de caza y las primeras hipótesis apuntan al suicidio. El cuerpo ha sido localizado en la cochera de la finca.

Blesa falleció a las 8.40 horas de este miércoles, según certificaron los servicios sanitarios desplazados a la zona tras recibir una llamada de alerta efectuada a las 7.50 horas por un trabajador del complejo, han informado fuentes de la Guardia Civil, que se ha hecho cargo de la investigación.

Fue un trabajador de la finca privada, de 1.600 hectáreas situada en Sierra Morena, el que alertó a los Servicios de Emergencias 112 de que una persona se encontraba tendida en el suelo con un disparo. La muerte de Miguel Blesa fue certificada a las 8.40 horas, constatando que había sido causada por la perforación en el tórax de una bala de rifle. Agentes de la Policía Judicial de la Guardia Civil de la Comandancia de Córdoba han asumido la investigación.

Blesa tiene licencias D y E para armas y tenía registradas quince. Dicha finca no es de su propiedad pero solía ir con frecuencia a cazar en ella.

En el momento de los hechos en la finca se encontraba el gestor de finca y amigo de Blesa, Rafael Alcaide, un trabajador y el guarda. Blesa llegó solo a la la finca en la noche de este martes con la intención de pasar unos días allí.

El pasado mes de febrero la Audiencia Nacional condenó al que fuera presidente de Caja Madrid a seis años de prisión por apropiación indebida en el caso de las tarjetas black. Cargó con ella gastos por 437.000 euros. La sentencia está pendiente de revisión en el Tribunal Supremo.

En cada una de sus declaraciones en los juzgados, Blesa fue recibido por los afectados de las preferentes:

Además, sobre el horizonte judicial de Blesa pesaban varias causas más. La más importante, la que instruye el juez de la Audiencia Nacional, Fernando Andreu, sobre la salida a bolsa de Bankia. Blesa llegó a ingresar en la cárcel en dos ocasiones por la ruinosa compra del City National Bank de Florida (CNBF) por más de 1.000 millones de dólares, que investigó el juez Elpidio Silva.

Junto a este sumario, la Justicia investigaba el papel del expresidente de Caja Madrid en la comercialización de las preferentes.

Paralelamente, el banquero tenía pendiente otra causa instruida en los juzgados en Plaza Castilla también relacionada con su gestión al frente de la caja madrileña. La titular del Juzgado de Instrucción número 45 de Madrid, Luisa María Prieto, dictó también en febrero auto de apertura de juicio oral por el que le sentaba en el banquillo a él y al exdirector financiero de la entidad Ildefonso Sánchez Barcoj por un delito de administración desleal derivado de los sobresueldos irregulares que, según el FROB, causaron un perjuicio económico de 14,8 millones de euros.

El expresidente de Caja Madrid estaba a la espera de conocer la fecha de celebración de este nuevo juicio en el que se enfrentaba a una petición de cárcel de 4 años por parte de la Fiscalía Anticorrupción.

Blesa también estaba implicado en los llamados papeles de Panamá.

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP