18 de agosto de 2019 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Doña Sofía, impactada al conocer un embarazo inesperado en la familia

La reina, sorprendida al conocer una noticia

La reina, sorprendida al conocer una noticia

La reina emérita siempre es noticia. Sin duda, a pesar de su jubilación, su figura no pierde protagonismo. Esta vez vuelve a la palestra por una buena noticia: la llegada de un nuevo bebé.

Doña Sofía es una mujer de usos y costumbres a la antigua, al menos si nos atenemos a lo publicado en la que se conoce hasta ahora como su única biografía autorizada, La reina muy de cerca,  escrita por Pilar Urbano. Mucho dio que hablar entonces su concepto de la familia y lo que opina sobre la celebración del Orgullo Gay. Menos mal que la polémica amainó rápidamente debido al cariño que muchos españoles sienten por esta mujer, que ha sabido dejar a un lado la infelicidad conyugal para ejercer de reina.

Visto lo visto, no es extraño que la soberana se haya visto muy sorprendida y hasta noqueada al conocer una noticia familiar. Nada más y nada menos que el embarazo de su sobrina, María Zurita, hija de la infanta Margarita y Carlos Zurita. A sus 42 años, la sobrina de don Juan Carlos ha conseguido alcanzar el estado de gestación tras llevar largo tiempo intentándolo. Al final, la inseminación artificial ha tenido éxito. Sin duda, la noticia ha sido muy bien recibida ya que la gestante goza de un amplio círculo de amigos. Su reputación es intachable dado que jamás ha querido aprovecharse de su estatus para lucrarse. Hace años que montó una empresa y está al frente de ella.

Aseguran quienes conocen a María Zurita que ha heredado la naturalidad y el arrojo de su madre. La infanta Margarita es ciega de nacimiento pero no se lo detectaron hasta que pasaron unos meses. Fue su madre, doña María, quien descubrió que su hija no veía al observarla en la cuna y comprobar que no seguía el recorrido de sus dedos con la vista. Un especialista confirmaría los peores temores.

Sin embargo, el impedimento visual no evitó que la hermana de don Juan Carlos trepara a los árboles y jugara con otros niños como una igual. Siempre fue muy confiada y soñaba con encontrar a su príncipe azul. Eso hizo que los condes de Barcelona sufrieron algún que otro sobresalto.

De hecho, cuando conocieron que había empezado un noviazgo con el doctor Zurita, pidieron informes para cerciorarse de que se trataba de una persona cabal y con buenas intenciones. Se casaron y tuvieron dos hijos, Alfonso y María. Precisamente los duques de Soria fueron los primeros a quienes su hija explicó su deseo de ser madre mediante inseminación artificial. Ambos la apoyaron y están la mar de felices ante la llegada de este nuevo miembro a la familia.

No es ningún secreto que doña Sofía mantiene poca relación con sus cuñadas. Todo viene de la complicada situación que don Juan Carlos ha vivido en el seno familiar. El hecho de que fuera enviado a España para estudiar, provocó una relación muy tirante con su padre. El entonces príncipe se encontraba en medio de dos aguas. Al final, Franco le designó como su heredero y don Juan tuvo que abdicar en su favor.

Todo esto hizo que sus hermanas destilaran cierta hostilidad que también alcanzaba a la reina emérita. Muy pocas han sido las ocasiones en que doña Sofía ha participado de las reuniones familiares celebradas por doña Pilar o doña Margarita. Ante esto, no es extraño que la soberana reclamara a su hermana cuando falleció su madre, la reina Federica, a consecuencia de una operación de cirugía estética.

Es con Irene de Grecia con quien la reina emérita puede desahogarse con total confianza. Su unión se hace extensible a su hermano Constantino, cuya salud está tocada, tal como ha podido comprobarse en sus últimas comparecencias públicas.  

Comenta esta noticia
Update CMP