20 de noviembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El guiño de Pogba a Cristiano aunque sabe que no le quieren en el vestuario

Paul Pogba en la entrega de premios ESPYS.

Paul Pogba en la entrega de premios ESPYS.

El francés sigue jugando al despiste a sabiendas de que el interés mediático sigue puesto en su fichaje. Si él no se decide, lo harán otros y en el club blanco no hay hueco para más egos.



Su "flojita" Eurocopa no ha servido a Zinedine Zidane para convencer a Florentino Pérez de desembolsar la cantidad astronómica que el Manchester United a las órdenes de Mourinho ya ha ofrecido por él: 100 millones de euros y pluses por objetivos.  El técnico francés cree que eso no es nada comparado con el rendimiento que se espera del jugador pero ni el físico ni la actitud del futbolista, que está demostrando en las últimas semanas un gusto especial por ponerse delante de las cámaras, cautivan en el Bernabéu. 

Los blancos siguen a la espera de una rebaja mientras Pogba apura sus vacaciones en Los Ángeles acudiendo a todos los saraos a los que le invitan y aprovechando el tirón mediático que está alcanzando en Europa. Tener interesados en tu juego a tres clubs de fútbol tan importantes como el Real Madrid, la Juventus de Turín y el Manchester United no es cosa baladí. Él lo sabe y le está sacando partido.

Por lo pronto, en la noche de este miércoles acudió como gran estrella invitada a los premios ESPYS y le mandó a Cristiano Ronaldo un recadito de los que le gustan al luso: "Yo ahora mismo le daría el Balón de Oro a Cristiano porque ganó la Champions y la Eurocopa", aseguró. Un mensaje de acercamiento al crack del Real Madrid para dejar claro que sabe quien manda en Concha Espina. 

 

Zidane quiere ver a Pogba vestido de blanco desde hace meses pero el entrenador le da prioridad a la paz y la calma en el vestuario blanco frente a otro tipo de valores como afirman desde Marca. Es consciente del revuelo que puede generar la llegada del jugador francés si le avalan esas cifras millonarias y es un precio demasiado alto para un jugador que todavía no ha explotado todo su potencial. 

De momento, el deportista juega al despista con la prensa aunque está muy al tanto de las negociaciones que mantiene su representante Mino Raiola a este lado del charco. Durante la retransmisión de los premios ESPYS, a Pogba le sacaron las camisetas del Real Madrid, Manchester United y Juventus para que eligiera una y se la llevara a su casa para la próxima temporada. La respuesta del francés fue de lo más original posible: "Me llevo las tres".

 

Comenta esta noticia
Update CMP