28 de febrero de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

España se baja del “tren” del crecimiento

Según el FMI, nuestro país se enfrenta a un panorama económico complicado este año, que va a estar marcado por distintos conflictos internacionales y que implicará una desaceleración larga.

Según las proyecciones económicas del Fondo Monetario Internacional (FMI), España se queda al margen de la aceleración del crecimiento mundial. Tras cerrar 2019 con un crecimiento del 2%, la economía española se desacelerará este año hasta el 1,6%, cifra que se repetirá en 2021. Distintos sucesos abruptos y económicamente desafortunados como son el recrudecimiento del conflicto entre Estados Unidos y el Medio Oriente, aunque previsible, han hecho que los mercados se muevan de manera inesperada, incluso más inestables que el año pasado.

2019 quedará en la historia como el año en el que todos temíamos una recesión mundial, pero 2020 aún es joven y cualquier cosa puede pasar, en especial con el creciente temor de una escalada violenta en Irak, gracias a la reciente muerte del Comandante Soleimani y lo que significa para el panorama geopolítico global. Los expertos, prevén que a lo largo del primer trimestre del año empezaremos a notar las consecuencias de este hecho en los marcadores económicos; un alza del precio del crudo y movimientos erráticos en el par EUR/USD podrían ser parte de las consecuencias. 

Que España seguirá desacelerándose durante 2020 es una hipótesis asumida por casi la totalidad de las casas de análisis. Se espera que este primer trimestre continúe la tendencia de estabilidad relativa, aunque es bastante probable que la tendencia se revierta en cualquier momento, pues el turbulento panorama amenaza con complicar los negocios a nivel mundial.

Sin embargo, en cuanto al mercado de acciones, ciertos índices tenderán al alza, así como los bonos petroleros y de materias primas. El conflicto probablemente provoque un alza en metales preciosos y las joyas, pero también es probable que las acciones de muchas empresas se desplomen. 

Por otro lado, recientemente ha habido una suerte de tregua en la guerra financiera de Estados Unidos con China y sus aliados comerciales, debido a una serie de reuniones que se han llevado a cabo en el país norteamericano en las cuales se estableció un importante acuerdo comercial. Esto probablemente mejore la posición de las empresas chinas en el mercado internacional, todo dependerá del desarrollo político derivado del mismo en el primer trimestre del 2020.

2019 se caracterizó por una alta volatilidad de los mercados de valores. En especial hacia el segundo y tercer trimestre del año, cuando se había recrudecido el escenario de guerra financiera entre las principales superpotencias económicas del mundo. Estados Unidos y China, pero que también llegó a tocar algunos sectores de la economía en Latinoamérica y en especial en Europa. La cautela, es la política financiera más recomendada para el 2020. Sobre todo, en lo que se refiere a las materias primas y las acciones de empresas que trabajan directamente con estos activos.

Por otro lado, en cuanto se refiere al Forex, los pares de monedas USD/EUR y USD/GBP tuvieron un marcado crecimiento en el 2019, sobre todo en diciembre, después de las elecciones en el Reino Unido, cuando se registró un importante pico en el valor de la Libra Esterlina, lo que provocó que el par USD/GBP se convirtió en una tendencia incluso más importante. En cuanto a las criptomonedas, por último, se espera que cobren mayor importancia en 2020, con fluctuaciones moderadas.

Comenta esta noticia
Update CMP