23 de abril de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Celos y psicopatía: del crimen de Gabriel al doble asesinato de Almonte

El único acusado del crimen de Almonte, absuelto por un jurado popular

El único acusado del crimen de Almonte, absuelto por un jurado popular

Otro crimen con otro menor, ocurrido en Almonte, enlaza la brutalidad con un perfil psicológico muy preciso que la especialista de Esdiario detalla para alcanzar una conclusión.

 

 

Desde mi experiencia profesional, no me cabe la menor duda y creo firmemente que el asesinato de Miguel Ángel Dominguez Espinosa,de 39 años  y de su hija , María Dominguez Olmedo, de 8 años, guarda un absoluto paralelismo con el asesinato de Gabriel Cruz.

Siempre he sostenido, desde el primer momento sobre el doble crimen de Almonte, que se trata de un clarísimo crimen pasional. En ambos casos dos palabras clave y con mayúsculas, celos y psicopatía.

La celotipia enfermiza típica del maltratador. Había que eliminar todo el pasado y así ya no preocupa

Una se cuestiona siempre la figura del jurado popular, y en el de Almonte mucho más. He analizado el cambio dado por Marianela, madre y esposa de las dos víctimas mortales, durante la relación afectiva con el supuesto asesino luego absuelto y me hace ver la existencia de una nueva persona, apática, sin ganas de nada. Su aspecto de antaño era luz y alegría. Ahora había perdido esa luz y transmitía que algo callaba. Sufría pero no era capaz de reconocerlo. Quería salir de una situación pero era incapaz.

El perfil

Maltrato psíquico, insultos y celos de todo y de todos. De su expareja, de su familia, de una niña, de sus amigas, hasta porque se maquillase. La celotipia enfermiza típica del maltratador. Había que eliminar todo lo que recuerda el pasado y así ya no preocupaba. Lo que yo intuía, Marianela me lo ha confirmado, la cárcel que vivió con este hombre.

 

La madre de la niña asesinada  y expareja de la segunda víctima

 

Todavía muy afectada, con tratamiento psicológico y psiquiátrico, sin poder todavía escuchar lo que sucedió un día con dos personas maravillosas, padre e hija a los que arrebataron su futuro. Acaso María estaba allí simplemente o quizás aprovechó cuando se hallaba con su padre.

El recurso

Plan premeditado, con testigos que se ignoraron. Curiosa la coincidencia de la teatralidad de esta persona, consolando a una madre sin esperanza, desesperada pero ya sin celos como antes, más tranquilo. Tres años en prisión preventiva con la gran labor e investigación de la UCO hasta que un jurado popular decide lo contrario, sin conocimientos, sin base a mi juicio.

He escuchado afirmaciones de que había que salvar la vida a un amigo, salvarlo de la cárcel. Y yo me pregunto, ¿quién salva a Miguel Angel y a María y les devuelve la vida? Esta menor y su padre piden a gritos Justicia  y que el Tribunal Supremo responda, porque la justicia no puede permitirse errores. Aníbal Dominguez Espinosa y Marianela Olmedo están luchando como titanes para que les devuelvan la justicia les han robado. María también es una menor como Gabriel y sí, le han quitado la vida. No le quiten ustedes también un juicio justo.

 

Comenta esta noticia
Update CMP