18 de noviembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La CUP decide abstenerse para facilitar la investidura del radical Quim Torra

Quim Torra saluda al líder de la CUP en el Parlament.

Quim Torra saluda al líder de la CUP en el Parlament.

La formación antisistema respaldará la investidura del candidato de Carles Puigdemont y evita así unas nuevas elecciones. El soberanista será investido president de la Generalitat el lunes.

El consejo político de la CUP, reunido este mediodía de manera extraordinaria en Cervera (Lérida), ha decidido dar luz verde a la investidura del candidato a la presidencia de la Generalitat de Junts per Catalunya, Quim Torra.

De este modo, y según lo acordado, los cuatro diputados antisistema se abstendrán en la votación que se celebrará mañana en el Parlament, de modo que Torra podrá ser elegido en segunda vuelta por mayoría simple. La abstención de los cuperos permitirá que los 66 diputados que suman JpC y ERC se impongan a los 65 de los grupos de la oposición (Cs, PSC, Comunes y PP).

Aunque la intención inicial de la dirección de la CUP era la de la abstención, tal y como finalmente se ha adoptado, tres agrupaciones territoriales críticas con la decisión forzaron la convocatoria del consejo.

La CUP ha decidido el sentido de su voto en la segunda votación del pleno de investidura después de que el candidato de JpC elevara ayer el tono en la defensa de una «república catalana» para intentar seducir al partido antisistema. Un portavoz del partido antisistema ha reconocido que en el partido se ha valorado el tono empleado por Torra en su discurso.

Aunque la CUP ha decidido finalmente permitir que Torra sea elegido mañana presidente, su postura en cualquier caso va a ser de crítica y oposición frontal, tal y como ayer anunció su portavoz en el Parlament, Carles Riera, si el nuevo ejecutivo adopta políticas autonomistas y no de ruptura.

Comenta esta noticia
Update CMP