30 de mayo de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Revelado cómo se sintió Felipe VI cuando firmó la "sentencia" de Juan Carlos I

La última aparición de don Juan Carlos, en el funeral en febrero de Plácido Arango

La última aparición de don Juan Carlos, en el funeral en febrero de Plácido Arango

Ni el coronavirus despeja la polémica para un don Juan Carlos mudo y en el ostracismo. ¿Pero cómo se sintió su hijo al mandarlo al destierro? Ésta es la respuesta.

"Lo ocurrido es sencillo y forma parte de la falible condición humana: se dejó llevar por el hedonismo y cayó en dos tentaciones tan viejas como el hombre, la atracción por una mujer complicada y más joven -26 años- y el gusto por el dinero". El durísimo párrafo tiene un protagonista, Juan Carlos I, que a nadie sorprende.

Pero la autoría y el lugar de publicación sí llamará la atención: nada menos que ABC, y su columnista Luis Ventoso, el periódico que durante décadas se ha definido por su cerrado respaldo a la Monarquía, incluso en sus peores momentos.

Y de eso tal vez se siga tratando: de proteger a la Corona, aunque para hacerlo con su actual propietario a la cabeza, Felipe VI, haya que enviar al baúl de los recuerdos al personaje que tal vez más portadas entusiásticas protagonizó en el centenario periódico conservador.

 

"El problema es que el reinado duró casi cuarenta años y en su etapa crepuscular el Monarca emborronó su figura. Para conocer al ser humano no hay como leer la Biblia, donde dos son las pasiones que hacen descarrilar una y otra vez a sus protagonistas", afirma Ventoso en referencia a la encomiable trayectoria del emérito y su cruel epílogo, en referencia inequívoca a su fortuna dudosa y su pasión por las mujeres.

"Se confundió"

"Don Juan Carlos se equivocó. Confundió el paraguas de la inviolabilidad constitucional con una licencia para situarse por encima del bien y el mal, y empañó el prestigio de la Corona con un comportamiento privado muy poco ejemplar. Siendo quien es, su ligereza en sus actividades particulares comprometía a la institución y facilitaba los intentos de chantaje", afirma.

Antes de llegar a una revelación, hasta ahora inédita, sobre cómo se sintió personalmente don Felipe al firmar la "muerte civil" de su padre: "Felipe VI, que es de temple frío y contundente cuando toca, lo ha atajado todo con un comunicado rotundo y súbito en plena noche del domingo. Es un texto desapegado, escrito con esa frialdad quirúrgica propia de los buenos juristas, que al que más le debió costar firmar es al propio Rey, pues siempre ha querido mucho a su padre".

Comenta esta noticia