18 de julio de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El partido neonazi de Alemania pone a Sánchez de ejemplo por echar a inmigrantes

La formación ultra y xenófoba más importante del país germano señala a España como ejemplo por su "deportación" y quiere que Europa siga la línea de La Moncloa con la valla de Ceuta.

Pedro Sánchez es una inspiración para la Alternativa para Alemania (AFD), el partido ultraderechista tildado de neonazi en su propio país. Su líder, Alice Weidel, considera al presidente español un ejemplo de cómo hay que tratar a los inmigrantes que intentan llegar a Europa, y lo hace apelando a la 'devolución en caliente' de los 116 de ellos que asaltaron la valla de Ceuta la semana pasada.

 

Inspirar al partido más radical del país que parió a Hitler no puede ser una buena noticia para Sánchez, que pasó de impartir lecciones humanitarias con el Aquarius en julio a devolver a Marruecos a los migrantes que intentaban entrar así a España.

De extrema derecha

La AFD logró el 13% de los votos y 90 escaños en las Elecciones al Bundestag de 2017, y se ha caracterizado siempre por un discurso xenófobo y racista además de euroescéptico. Una de sus referencias ha utilizado la decisión del presidente de España como una guía, con un mensaje público demoledor para la imagen del dirigente socialista.

"España nos enseña cómo manejar a los inmigrantes ilegales", afirma Weidel para, a continuación, atacar al Gobierno de Merkel por lo que considera una política bien distinta a la del inquilino de La Moncloa: "La comparación de la deportación inmediata (de Sánchez) con las coartadas del ministro Federal de los Estados (algo similar al de Interior), pone de relieve el fracaso (de Alemania) en la política de inmigración".

El Ejecutivo español concedió papeles a todos los tripulantes del Aquarius y, pocos días después, anunció que el Estado financiaría la sanidad gratuita para todos los inmigrantes que estuvieran o llegaran a España, con independencia de su estatus legal.

 

Apenas un mes más tarde, esa política y la avalancha de pateras que ha provocado ha pegado un giro con la expulsión en 24 horas de los asaltantes de Ceuta, un hecho negado por la vicepresidenta Carmen Calvo, que aseguró haberse hecho con todas las garantías jurídicas, pero confirmado por los abogados de los deportados.

La AFD que ahora aplaude a Pedro Sánchez es la misma que el pasado mes de mayo organizó una masiva manifestación en Berlín contra el Islam en la que, además, se pidió la dimisión de Merkel.

Comenta esta noticia
Update CMP