20 de abril de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Ataques a la religión: ¿Fobia, obsesión o protagonismo ruin?

La Navidad, el Carnaval o la Semana Santa son objeto de ataques constantes, a menudo desde ciertas instituciones incluso. ¿Cuál es la razón de fondo y su verdadero significado?

 

 

Tenemos que distinguir y acentuar que el Carnaval es humor, sátira, reírse… pero jamás insulto y humillación en forma de vejación a las raíces de todo un pueblo y al sentir de una mayoría amplia.

Si entendemos la fobia como miedo ilógico o temor exagerado a algo, la simple escenificación de ese objeto daña y revive ese pánico atroz. Por eso, y a pesar de que han definido de forma errónea algo que tiene otro origen y raíz y muy lejos de la fobia, no puede confundirse una fobia con odio o rencor, porque no tienen nada que ver.

En el reciente pregón del Carnaval en Compostela, la gota que colmó el vaso fue cuando se llamó  “puta" a la Virgen  y se habló de la Virgen del Pilar realizando una felación al Apóstol Santiago.

Lo más grave es que partió de quien rige el Ayuntamiento de esta cuna del cristianismo y punto de encuentro de diversidad de culturas, todas respetables, con un camino de Santiago de peregrinos que ansían llegar a la Catedral, a pesar de no ser todos católicos.

Respeto a un lugar sagrado, a un camino sagrado de reencuentro consigo mismo, de búsqueda de nuevos horizontes vitales. Lo más grave es que el alcalde y el entorno conocían el contenido del pregón y según testigos se mofaban de su sentido bíblico, paradójicamente hablando, y de que iba arder Santiago.

En Marea

Pronto entendimos el significado tratándose de un alcalde que ni respeta la ofrenda al Apóstol. La ideología política es definitoria y en este caso, del partido En Marea, primo hermano de Podemos; cuya única finalidad es la provocación, no importando a costa de qué o de quién, para lograr ese minuto de gloria que tanto motiva en los acomplejados y carentes de capacidades y aptitudes.

 

Lo alucinante es que gestionen instituciones con esa obsesión contra rivales y tradiciones

 

Por ello es alucinante que presidan instituciones. Hablamos de obsesión, con el partido rival y con todo lo establecido, que quieren derribar y para ello se ríen y se mofan en una actitud infantil como el niño cuando hace una travesura. No tiene nada de infantil ni de travesura ni se oculta, sino que el descaro y la irreverencia es su máxima.

Pobres reconocimientos son que te nombren por carecer de ética y por el nulo respeto a toda la cultura de un pueblo. Lo descabellado es que encima lo rija. La Patrona de la Guardia Civil, Institución a la que tanto y tanto debemos, porque ha sido un ataque a ellos. Es imperdonable e intolerable.

Hablemos también de una chirigota de Isla Cristina en Huelva, las Marys, representando a las distintas Vírgenes, que ha herido a muchos creyentes con su Virgen de Regla con menopausia y tiñendo lo profundo de la espiritualidad con jerga de barrio. Pero, comparándolo con lo de Compostela, hasta puede parecer gracioso.

Chirigotas

Las chirigotas gaditanas son arte, puro arte, musicalidad y terapia. Esta supremacía de ciertos grupos políticos y sectarios es la peor dictadura, pues impone una concepción de la sociedad donde el otro no cuenta y, por supuesto, carente de valores y ética. Entiendo que los obispos y la Iglesia son humanos y objeto de sátira; pero lo que para muchos representa lo espiritual, ese sentido trascendente y no material representado en una Virgen o Cristo, jamás debe desprenderse de ese sentido.

Nos descalzamos para entrar en una sala en otras culturas a pesar de no pertenecer a esa cultura. Y porque la vida tiene un sentido de trascendencia por mucho que algunos quieran arrebatárselo.

 

Comenta esta noticia
Update CMP