10 de julio de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Abascal no coge el teléfono a Sánchez y le culpa de las muertes por coronavirus

El líder de Vox se ha negado a atender la llamada del presidente del Gobierno y ha dado a conocer a la opinión pública estos 10 motivos.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, anunció hace días su intención de hablar con los líderes de todas las fuerzas políticas a fin de recabar "la unidad" que pide a todos los partidos para afrontar la gravísima crisis sanitaria y económica desatada por el coronavirus en España.

En esa ronda de contactos también estaba incluido el presidente de Vox, Santiago Abascal. Sin embargo este último ha rechazado hablar con Sánchez. Y le ha enviado una nota a este último dándole 10 motivos -algunos de ellos con graves acusaciones- para propinarle ese plantón telefónico.

 

En primer lugar, el líder de la tercera fuerza política española considera que Sánchez "ha cambiado unilateralmente" la condiciones del estado de alarma que apoyó Vox,  "para hacerlo al gusto de lo que le pedían separatistas y extrema izquierda”.

El segundo motivo es el convencimiento de Abascal de que la última vez que habló con el Ejecutivo, este último le dio "información errónea o directamente manipulada”.

En tercer lugar, Abascal denuncia que “el Gobierno sigue empeñado en amenazar la salud, la vida y el bienestar económico de los españoles. Y que lo hace tratando de silenciar y demonizar a la oposición, amordazando al Congreso y comprando a los medios de comunicación”.

La cuarta razón que da Abascal para colgar el teléfono a Sánchez es que "el Gobierno mantiene en sus puestos a personas que han demostrado su negligencia absoluta en la gestión de la crisis, responsables de más de 11.000 muertos. Y que, lejos de rectificar, sigue dando poder a un vicepresidente [Pablo Iglesias] empeñado sólo en debilitar las instituciones como la Monarquía, el Congreso e incluso derechos fundamentales como la libertad de opinión”.

El quinto motivo que da el líder de Vox es la anuencia de Sánchez con los separatistas que "han boicoteado la acción del Ejército, poniendo en peligro la vida de miles de personas". Pese a ello, según el líder de Vox, el presidente de la nación les sigue tratando "como aliados" en vez que detenerlos y ponerlos "a disposición judicial". 

 

Llevarán el estado de alarma ante el Constitucional

"La información que proporciona el Gobierno es escasa, poco transparente y poco creíble”, añade Santiago Abascal como sexta razón; como séptima, que una conversación telefónica no es, a su entender, el medio más adecuado, pues "el diálogo con el presidente debe realizarse en el Congreso de los Diputados" y ahora más que, en virtud del estado de alarma, Sánchez tiene "poderes excepcionales".

En octavo lugar, el líder de Vox anuncia que su grupo parlamentario llevará ante el Tribunal Constitucional "la ilegalidad de los términos del estado de alarma", ante el convencimiento de que "tiene consecuencias jurídicas graves”.

 

En noveno lugar, Abascal insiste en que todo el Gobierno debe dimitir en bloque, "dando paso a un Gobierno de Emergencia Nacional, que sí sea capaz de afrontar la amenaza y proteger la vida y el bienestar económico de los españoles”.

Por último, Vox exige que "antes de dimitir", el Gobierno "apruebe un decreto pagando las nóminas de todos los españoles a los que se impide trabajar, y a los autónomos una media de sus ingresos. Además de un bonus a quienes trabajan en servicios esenciales, ya sean sanitarios, fuerzas de seguridad, empleados de tiendas de comestible o el sector primario”. 

“Esta medida es urgente y nos haría ganar tiempo y vidas en la lucha contra el virus de Wuhan y contra la ruina a la que la gestión actual nos encamina”, concluye la carta de Abascal a Sánchez.

Comenta esta noticia