11 de agosto de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Sánchez pasa de repudiar la 'Ley Mordaza' de Rajoy a usarla sin contemplaciones

Cualquier agente de la ley velará por el cumplimiento del aislamiento decretado por el Gobierno.

Cualquier agente de la ley velará por el cumplimiento del aislamiento decretado por el Gobierno.

El Gobierno quiere ser rigorista con las limitaciones a la libertad de movimiento de los ciudadanos y para ello utilizará la ley de Seguridad Ciudadana tan denostada por la izquierda.

Vivir para ver. Durante los últimos años, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, su partido, el PSOE, y la izquierda radical de Podemos han estado denostando sin contemplaciones la vigente Ley de Seguridad Ciudadana que aprobó el Gobierno de Rajoy en su día.

Ellos y sus apoyos mediáticos se referían a ella como la "Ley Mordaza". Sin embargo, el presidente del Gobierno está dispuesto ahora a aplicarla para retener a los españoles en sus casas durante los 15 días que, al menos, durará el estado de alarma decretado para luchar contra la pandemia del coronavirus en España. 

 

Tal y como informa Vozpópuli, el Ministerio del Interior aplicará dicha ley para quienes no cumplan con la orden de confinamiento que, salvo casos muy tasados y justificados, deben aplicar todos y cada uno de los ciudadanos del país.

En la orden que el ministerio de Fernando Grande-Marlaska ha dictado en la madrugada del sábado al domingo, se recoge que todos los habitantes de España tienen "el deber cívico de colaborar y no obstaculizar la labor de los agentes"  y que será infracción grave "la desobediencia o la resistencia a la autoridad o sus agentes en el ejercicio de sus funciones, cuando no sean constitutivas de delito, así como la negativa a identificarse a requerimiento de la autoridad o de sus agentes o la alegación de datos falsos o inexactos en los procesos de identificación".

 

Sanciones económicas  de hasta 30.000 euros 

La denominada por la izquierda 'Ley Mordaza' que ahora aplicará sin contemplaciones implica multas de entre 601 y 30.000 euros para quien cometa este tipo de infracciones graves.

 

Además, resistirse a los agentes que conminen a los ciudadanos a encerrarse en sus casas podrá tener implicaciones de carácter penal, en calidad de "atentados a la autoridad", informa Vozpópuli. Algo que ESdiario completa con una revelación de Ana Isabel Martín de myaor calado: el despliegue previsto, en órdenes policiales internas, para sofocar posibles casos "masivos" de vandalismo fruto de un confinamiento prolongado.

Comenta esta noticia