27 de noviembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Sánchez confiesa que hay 3 millones de contagios cuando dio por ganado al virus

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez

El presidente del Gobierno ha augurado semanas "muy duras" y ha anunciado medidas para limitar la movilidad pero sin llegar a precisar nada, dejando la decisión en manos de las autonomías.

  3 millones de personas. Esa es la cifra de contagios que ha dado Sánchez en su comparecencia en Moncloa, una cifra que dista mucho de la oficial de Sanidad, que lo situa en 1 millón. La discrepancia se debe a la falta de pruebas diagnósticas, inexistentes durante la primera ola, por lo que ya, a pesar de haber asegurado que se derrotó el virus, la realidad es bien distinta.

De hecho, ahora el presidente del Gobierno, ha asegurado que la situación de la pandemia de coronavirus en España es "grave" y empeorará con la llegada del invierno, por lo que ha pedido "determinación" y "unidad" a las fuerzas políticas para doblegar la segunda curva "al igual" que se hizo con la primera, lo que pasa por reducir la movilidad.

 Sánchez, en una declaración vacía de contenido, se ha remitido a las medidas que recoge el documento planteado en la tarde de este jueves a las comunidades autónomas para evitar la expansión del virus, deslizando la necesidad de la imposición de un estado de alarma en los lugares con mayor incidencia.

Al margen de estas medidas, el presidente del Gobierno se ha limitado a pedir a la ciudadanía, "disciplina social" para reducir al máximo "la movilidad y los contactos humanos". Todo ello con "espíritu de equipo", ya que con "la llegada del frío y de la lluvia hacen un conflicto propicio para que la epidemia se multiplique".

Así, y con el objetivo de "evitar un nuevo confinamiento", Sánchez ha pedido "intensificar la acción" para lograr el "reto colectivo" de conseguir que la incidencia acumulada por debajo de los 25 casos por cada 100.000 habitantes, aunque ha avisado de que hay "mucho camino que recorrer", ya que la cifra se sitúa en 348, según los datos publicados ayer por el Ministerio de Sanidad.

Sin embrago, el presidente se ha mostrado "convencido de que lo vamos a poder lograr si tenemos la máxima disciplina social y contamos con la máxima resistencia y con moral de victoria. Lo hicimos en la primera ola y lo podemos volver a lograr. Para conseguirlo, se requiere la movilización de todas las administraciones y los ciudadanos. Podemos volver a contener el virus si todos cooperamos".

Pese a que ha puntualizado que "la situación no es comparable a la del 14 de marzo", cuando se decretó el estado de alarma por primera vez, Sánchez ha advertido de las "consecuencias" sobre la "vida social" y el "impacto económico" que tendría un nuevo confinamiento en casa. "Debemos todos, las administraciones, partidos y cada uno de los ciudadanos, recordar cómo frenar al virus y actuar en consecuencia", ha esgrimido.

En este sentido, ha argumentado que "el virus no viaja solo, sino entre personas", por lo que para contener los contagios ha pedido "reducir la movilidad y los contactos entre personas". "No hay otra solución, no hay otra alternativa. Reduciendo contagios estamos salvando las vidas de muchas personas y, de ese modo, empleos y empresas, consolidando la recuperación de nuestra economía".

Comenta esta noticia
Update CMP