11 de diciembre de 2019 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Jesulín no perdona que Belén se haya vengado de Campanario

El matrimonio Janeiro, muy dolido con Belén Esteban

El matrimonio Janeiro, muy dolido con Belén Esteban

Desde que el diestro y su mujer anunciaran reboda, las cosas se han ido de madre. Jesulín y María José están muy dolidos porque Belén ha utilizado la enfermedad para vengarse. Un asunto feo

María José Campanario está muy dolida con Belén Esteban. Y es que desde apareciera la exclusiva donde anunciaban reboda y ella hablaba de su enfermedad, la fibromialgia, el asunto se ha ido de madre. Con la invitación a Andrea Janeiro como telón de fondo, la colaboradora de Sálvame le ha dado un derechazo en plena cara a Campanario. ¿Un golpe bajo? Juzguen ustedes. Sucedió hace unos días, cuando la rubia afirmó que se alegraba mucho del cambio que había experimentado la Campa: “Ha cambiado y me alegro, porque ella se la jugó por una cosa de la Seguridad Social y ahora está ayudando a enfermos. Me alegro mucho”. Posteriormente, añadió: “Cómo cambia la vida. Primero, mira lo que pasó. Y ahora… Sí, la vida es justa. La vida es muy justa”. La Esteban se desgañita afirmando que en ningún momento quiso decir lo que pudiera parecer, que el destino se la había devuelto a María José por lo que hizo a la Seguridad en forma de enfermedad. Sin embargo, sus palabras no logran convencer a una buena parte de la audiencia que deplora ese rasgo vengativo que a veces aflora en ella.

Tal como era de esperar, el tsunami ha estallado. Cierto es que nadie está dentro de la cabeza de Belén para saber lo que exactamente quiso expresar, pero en el contexto en que se produjo, el blanco y en botella es una de las opciones que gana por goleada. El asunto ha levantado ampollas entre algunos enfermos afectados por fibromialgia. También algunas asociaciones dedicadas a esta causa han puesto el grito en el cielo al escuchar a la Esteban, que se muestra muy dolida por el doble sentido que algunos han querido ver en unas palabras vacías de mala fe y por las que no va a pedir perdón.

Mientras tanto, María José continúa ingresada a consecuencia de un fuerte ataque derivado de la enfermedad que padece desde hace doce años. Desde su entorno aseguran que Belén ha conseguido herirla dándole donde más le duele. No comprende cómo ha sido capaz de cobrarse facturas pasadas de la forma en que lo ha hecho. Jesús Janeiro también está muy molesto con la Esteban, de quien afirma ha sobrepasado todos los límites utilizando semejante munición para humillar a su esposa. El único puente que quedaba entre ellos, el erigido sobre aguas turbulentas, ha sido dinamitado.

 

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP