18 de octubre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Begoña Gómez se queda sin plan B si les echan de Moncloa: su empresa, en venta

Cuando Sánchez ganó la moción de censura, su mujer pidió una excedencia en el Grupo Inmark, donde llevaba 16 años, los últimos como socia. Ahora la compañía atraviesa serios problemas.

Inmark, la compañía en la que Begoña Gómez -la mujer de Pedro Sánchez- trabajó durante 16 años y de la que fue socia y directora de consultoría en outsourcing comercial, atraviesa por una situación económica muy delicada. 

La propiedad ha decidido ponerla en venta, 15 meses después de que su socia más ilustre y esposa del presidente pidiera una excedencia para marcharse al Instituto de Empresa y hacerse cargo de su Africa Center.

Un fichaje que resultó polémico en su día al producirse al poco de que el matrimonio y sus dos hijas se trasladaran a La Moncloa. Y porque, en este tiempo, Gómez ha acompañado al socialista en multitud de viajes internacional, desde Nueva York a Tokio, pero por contra poco se ha sabido de su nueva actividad laboral.

Los responsables del Grupo Inmark han enviado un correo electrónico a la plantilla en España en estos términos, según ha tenido constancia ESdiario: "El proceso de venta de Grupo Inmark se mantiene y la intención es llegar a un acuerdo. El cierre está siendo más lento de lo que esperábamos, dado el número relevante de actores que participan en él. No tenemos una fecha de cierre prevista para el mismo pero entendemos que se concretará, en cualquier momento, en lo que resta de año". 

El e-mail termina así: "Es muy importante que cada uno se centre en su trabajo y en el desarrollo de la actividad que tiene encomendada". 

 

Begoña Gómez, junto a Sánchez, en una audiencia de verano con los Reyes en Marivent.

 

Gómez pidió una excedencia voluntaria en su antigua empresa al pasar de ser la mujer del líder de la oposición a la del presidente del Gobierno y cambiar su domicilio por el palacio presidencial. Por aquel entonces la firma ya arrastraba problemas motivados por la pérdida de clientes. 

En circunstancias normales, en el caso de que quisiera volver a su antiguo puesto no lo tendría fácil porque dependería de que hubiera una vacante. Y si los dueños son otros, menos aún. Así que Gómez se queda sin plan B si las cosas para ella y su marido se tuercen.

El plan de Sánchez pasa por ganar las elecciones y formar gobierno antes de que acabe el año. Pero también lo era sumar 20 escaños más que el 28-A y las encuestas no vaticinan nada ni parecido a menos de un mes de las elecciones generales.

Comenta esta noticia
Update CMP