27 de febrero de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Sánchez irrumpe en Reyes para ser presidente el próximo martes

La presidenta del Congreso de los Diputados, Meritxell Batet, ha convocado el debate de investidura para los próximos 4, 5 y 7 de enero.

La maquinaria echó a rodar este lunes. Primero la Abogacía realizó su informe a gusto de ERC reconociendo la inmunidad de Junqueras, el PNV dio su sí, y luego, con más luz de focos que taquígrafos para relatarlo, Sánchez e Iglesias escenificaron su acuerdo en el Congreso de los Diputados. Solo faltaba el último paso, el que ha dado la presidenta de la Cámara Baja, Meritxell Batet: convocar el debate de investidura que mantenga a Sánchez en la Presidencia del Gobierno.

Y es que las prisas aprietan, por lo que sus señorías tendrán que acudir al Congreso los días 4, 5 y 7 de enero y dejar a un lado sus menesteres, al igual que empleados del Congreso, que ya mostraron su malestar por tener que estar de guardia en días tan señalados por si se precipitaban los acontecimientos y tenían que acudir a la Cámara, para pronunciarse sobre su apoyo a Sánchez.

 Además, y para más inri, la fecha del inicio del debate de investidura añade una más a la larga lista de afrentas a la Corona que Sánchez ha protagonizado en los últimos tiempos, ya que la han hecho coincidir con uno de los días grandes de la institución, la Pascua Militar, tal y como ha señalado la diputada del PP, Cayetana Álvarez de Toledo.

 

Tras las elecciones del pasado 10 de noviembre, el PSOE trabajó desde el inicio para que su secretario General fuera investido presidente antes de Navidad, después habló de finales de año, y la última fecha que barajó fue antes del día de Reyes.

Finalmente, la presidenta de la Cámara Baja, que es quien tiene la facultad de convocar los plenos de investidura previa consulta del candidato, ha decidido que la sesión tenga lugar los días 4, 5 y 7 de enero, en caso de que, como se prevé, Sánchez no consiga en la primera vuelta la mayoría absoluta necesaria fijada en 176 votos.

Un debate que se ha convocado sin el visto bueno oficial de ERC, otro de los actores principales de la función, que tendrá que ratificar su abstención a la investidura de Sánchez el próximo día 2 de enero, lo que apunta a que todo está más que sellado.

Comenta esta noticia
Update CMP