La alcaldable Catalá lo fía todo en la nueva número dos del PP y en históricos

Ferrer San Segundo, De Rosa, Hoyo, Catalá, González Pons y Cepeda

Ferrer San Segundo, De Rosa, Hoyo, Catalá, González Pons y Cepeda

La alcaldable del PP, sostiene que la ciudad de Valencia hay que "liberarla" de quién no la quiere y no estima su tradición, lengua y su cultura.

María José Catalá eligió un domingo para hacer terapia de grupo. Reunió a responsables del partido y militantes con historia para ofrecer dos mensajes imprescindibles para ganar unas elecciones: unidad y energía.  

La candidata a la alcaldía de Valencia recupera para su equipo de campaña a cargos de diferentes etapas de gobierno del PP (Carlos González Cepeda, Máximo BuchCarmen de Rosa o Marta Torrado). Pone en la fila de privilegio a su principal valedor en la alcaldía, el eurodiputado González Pons, y a la mano derecha de Pablo Casado en Valencia, la cabeza de lista al Congreso Belén Hoyo. Y no olvida a cargos que han colaborado activamente con el anterior responsable de la gestora de Luis Santamaría que inicia nueva etapa política en Madrid. Fernando de Rosa, el número uno al Senado, ha sido incluido entre los notables.

Fernando de Rosa, Hoyo, Catalá y González Pons.

La integración llevada a cabo por Catalá supone también en la práctica un mensaje al resto de la organización que presenta hoy, en el último día de plazo, sus candidaturas al Congreso, Senado y Corts Valencianes tras una negociación muy compleja con Madrid y que incluso en el último momento se ha producido un cambio en la candidatura de Alicante al caer la diputada Elisa Díaz.

Catalá fía gran parte del éxito de la estrategia de la campaña en María José Ferrer San Segundo que al mismo tiempo se convierte en la directora general de la gestora del PP en el cap i casal, o lo que es lo mismo la número dos de la organización. Un premio para la que ha sido una de las más destacadas parlamentarias en les Corts que no repite en las listas para los comicios autonómicos del 28-A, aunque Isabel Bonig sí le propuso un puesto de salida aún a sabiendas que irá en la lista municipal. 

Sin concejales

Entre los elegidos por Catalá se encuentran los responsables de distrito del partido pero ninguno de los actuales concejales de la última etapa de Rita Barberá. La gerencia de la campaña dependerá de Montse Tello y Juan Giner y la comisión ejecutiva está compuesta por una veintena de cargos, alguno de ellos aspirantes a formar parte del nuevo equipo de gobierno municipal si Catalá logra arrebatar la alcaldía a Joan Ribó.

Sin citarlo, la candidata acusó al líder de Compromís de no querer a la ciudad de no estimar su historia, su tradición, su lengua y su cultura. "Valencia, dijo Catalá, está entregada a manos de
quien no la quiere y de quien la quiere para otros: para los catalanes y para ese entelequia que llaman Paisos Catalans”. “Es urgente liberar a la ciudad de Valencia de las manos de quien no la quiere, de quien no la potencia”, soltó.
Catalá explicó que ha pretendido  integrar en el comité de campaña a militantes del PP con un "gran conocimiento" e ilusión por Valencia, que garantizan una representación de un gran número de distritos y barrios de la ciudad, y que ya están trabajando para impulsar el proyecto político ganador.

Comenta esta noticia
Update CMP