18 de noviembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Villarejo amenaza a Sánchez con contar los “vicios” de autoridades del Estado

El excomisario asegura que el CNI le encargó recabar "documentos" en poder de Corinna con "los datos más sórdidos" de grandes autoridades, además de difundir las presiones contra los jueces.



El comisario José Manuel Villarejo ha amenazado a Pedro Sánchez con soltar la bomba definitiva sobre las cloacas del Estado en ‘legítima defensa’, ya que considera que todos los delitos de los que se le acusan son consecuencia exclusivamente de los servicios que le reclamó el CNI.

El comisario jubilado y en prisión provisional ha hecho difundir una carta abierta dirigida al presidente del Gobierno en la que le advierte de que en su defensa, no tendrá "más remedio de forma inminente" que revelar "la Verdad" sobre el CNI y su relación tanto con la Fiscalía Anticorrupción que le investiga en el marco de la operación Tándem como con "amenazas" a jueces de la Audiencia Nacional para que "dejen de investigar" temas que afectan a la institución.

 

El documento consta de tres páginas escritas en primera persona en las que el policía investigado por organización criminal, extorsión, blanqueo y cohecho, afirma en concreto que para defenderse, tendrá que "explicar por qué se ha permitido que se amenace a determinados jueces de la Audiencia Nacional con datos de su intimidad para que dejen de investigar temas que afecten al CNI" o "por qué se ha permitido" al director de la institución, Félix Sanz Roldán, "que trabaje en contra de los intereses nacionales y a favor de potencias extranjeras como Venezuela".

"O por qué razón y quién ha permitido que se filtren datos contra nuestros monarcas. O hasta dónde llega la propia conexión y tutela del Director del CNI respecto de la Fiscalía Anticorrupción. O por qué se ha protegido a magnates mediáticos independentistas. O por qué se ha permitido que en Cataluña el CNI dejara de informar sobre cuestiones trascendentes como los movimientos bancarios en el extranjero de determinados políticos separatistas", dice Villarejo a Pedro Sánchez.

En este sentido, incide en que caminará "con paso firme hasta destapar la verdad". "Para acreditar mi inocencia, desvelaré aquella que incluso los actores con intenciones aviesas y planes irresponsables que propiciaron en origen esta temeraria causa, saben en su fuero interno que debería permanecer siempre en la penumbra", advierte.

No “culminó” su misión con Corinna

Villarejo sostiene que hace tres años se inició una "campaña de prensa" contra él, en una "persecución radical" a su juicio "instigada por el general Sanz Roldán" porque se "debió sentir traicionado" cuando no cumplió la misión que le había encomendado: "Recuperar todos los documentos en poder de la princesa Corinna" (ex amiga del Rey emérito).

"Esos documentos, según se me comunicó, afectaban gravemente a la seguridad del Estado. Los integraban, entre otros, el 'archivo Jano' o CIC (Control Integral Central), que en su día llegó a contener casi un millón de fichas individuales con datos personales y privados de vicios y virtudes de las personalidades más relevantes de España", explica Villarejo en su carta abierta al presidente.

Conforme detalla, "la realidad es que contiene los datos más sórdidos y oscuros de aquellos cuyas decisiones en un momento determinado pueda convenir que se adapten a los intereses de quienes las poseen". "Así, por ejemplo, uno de los subarchivos, llamado 'Control de Togas', afecta como puede suponerse de forma directa al mundo judicial", expone.

Tras señalar que si bien "al principio" consiguió ganarse la confianza de Corinna, apunta que no pudo "culminar" su "misión" y que Sanz Roldán desencadenó en consecuencia un "infierno" contra él y su familia. "Conocer incluso de quienes presumen de amistad conmigo en el actual CNI que su director ha procurado mi destrucción por todos los medios no puede resultar más doloroso para quien ha entregado su vida entera al servicio de España", añade.

Dice en esta línea que la "obsesión enfermiza" del general perjudica al país. "No puedo hacerme responsable del riesgo que se está ocasionando y se va a ocasionar a la estabilidad de las más altas instituciones de España con la construcción de una suerte de causa general contra mi persona basada en interpretaciones mendaces y fragmentarias de piezas aisladas de información", apunta, y añade: "Quizá permanezco encarcelado para que no pueda contar la realidad de los hechos tan graves que conozco".

Sus trabajos para Gobiernos del PSOE

Villarejo también dedica unas líneas a recordar al presidente del Ejecutivo que a lo largo de sus años en la Policía Nacional ha liderado numerosas acciones para los servicios secretos españoles "con gobiernos socialistas antes de que el Ministro del Interior" le propusiera en 1993 "oficializar" su actividad como agente encubierto.

Le recuerda así que se infiltró en las finanzas de ETA en América Latina "desbaratando sus negocios", que captó "operarios" para "poder intervenir las comunicaciones de los etarras" en Cuba, o logró ganarse "la confianza" de traficantes de drogas y armas y de "personajes" como Abu Abbas, Khashoggi y Oubiña "consiguiendo que colaboraran aportando en ocasiones información vital para la seguridad del Estado, a sabiendas o no".

 

Comenta esta noticia
Update CMP