20 de noviembre de 2017 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Montero posa sexy en una revista de moda y enmudece a las feministas de Podemos

Irene Montero durante la sesión fotográfica.

Irene Montero durante la sesión fotográfica.

La portavoz morada en el Congreso sorprende a propios y extraños en un reportaje en el que luce "modelitos" y habla abiertamente de su relación con Iglesias, "un hombre de corazón inmenso".

Irene Montero se ha pasado al lado oscuro, al de las mujeres que posan para una publicación de moda luciendo modelitos. Tal vez sea su nueva forma de feminismo. 

La portavoz de Podemos ha sorprendido a propios y extraños prestándose a un reportaje de la revista Fashion&Arts (distribuida con La Vanguardia y los periódicos del grupo Prensa Ibérica) en el que se salta muchas de sus propias normas, titulado La jefa de la tribu.

La primera: hablar de su vida privada. Durante la entrevista Montero cuenta detalles de su relación con Pablo Iglesias, a quien define como "un hombre de corazón inmenso, de ideas claras y que disfruta de conocer, saber y aprender, además de una persona profundamente sensible".

La portavoz morada en la Cámara Baja desvela que se conocieron en un acto en Vallecas y empezaron a trabajar juntos. Ahí surgió la chispa. "En la política mucha gente pasa muchas horas juntos y terminan siendo grandes amigos o pareja. Pero creo que en el medio laboral le ocurre a mucha gente. ¿Dónde conoces a tus primeros rollos? Pues en el colegio, en el instituto, en la universidad o en el centro de trabajo, donde convives", explica.

Montero asegura que le gusta referirse a su novio como "compañero", pero que no le tiene "miedo" a la palabra pareja.  

E incluso de eso hace feminismo: "Aunque tengas muy claro que el mito del amor romántico es algo opresor, patriarcal y tóxico, nuestra educación de forma implícita nos construye (...). Cuando he tenido pareja, me he preguntado si a las mujeres no se nos educa más para vivir en pareja que para enfrentarnos solas al mundo". 

Aunque acaba confesando que para bailar se pone "canciones de estas que son machistas, infames y todo lo malo, como de Daddy Yankee, o Carlos Baute, o Despacito…". 

Podemos Feminismos, la sección oficial feminista del partido, ha corrido un tupido velo sobre la entrevista en sus perfiles de Twitter y Facebook. Mudas se han quedado. Por algo será. 

 

Vídeos relacionados
Comenta esta noticia