Barcala acaba el pleno regañando a los portavoces “por no estar a la altura”

El alcalde de Alicante, Luis Barcala, durante el Debate sobre el Estado de la Ciudad / FOTO: O. Avellán

El alcalde de Alicante, Luis Barcala, durante el Debate sobre el Estado de la Ciudad / FOTO: O. Avellán

El alcalde se ha mostrado decepcionado con el talante de la oposición: “Ustedes creen que cobran por meterse conmigo, pero tienen una responsabilidad muy superior a esa"

La corporación municipal de Alicante ha celebrado esta mañana el Debate sobre el Estado de la Ciudad. La sesión ha sido semipresencial, con la asistencia al salón de plenos de los portavoces de los seis grupos políticos con representación en la corporación, además del alcalde -como presidente de la sesión- y del secretario municipal, para garantizar el principio de transparencia y velar por la legalidad de la sesión.

El resto de concejales han seguido la sesión de manera telemática, ya que no tenían turno de intervención en este debate sobre la fiscalización de la gestión del equipo de gobierno.

Confianza y gestión

Luis Barcala ha finalizado su intervención pidiendo “confianza a los alicantinos”, y la ha iniciado ejerciendo una argumentada defensa de su gestión. Presenta como aval la unidad en el equipo de gobierno y las políticas de impulso de la economía y respaldo a los sectores productivos, como el turismo, el comercio y la hostelería.

Barcala ha recordado los planes para atraer empresas tecnológicas a Alicante y los esfuerzos por posicionar a la ciudad como un clúster tecnológico con Alicante Futura.

El alcalde ha hablado de las políticas fiscales municipales, con las bajada de impuestos a los vecinos a través de la bonificación del IBI, y a quienes emprenden un negocio en la ciudad con el impuesto de actividades económicas IAE y el impuesto de construcciones y obras, ICIO.

Ha remarcado los planes de Alicante Segura para atraer al turismo de proximidad y ha destacado los esfuerzos en ayudas sociales que se hace con las familias más necesitadas. Barcala ha reprochado a la Consellera Mónica Oltra su falta de compromiso para mantener a los técnicos en la concejalía de Acción Social, ahora que se les necesita más que nunca, y ha tenido tiempo también para hablar de futuro e inversiones.

Proyectos pese a la pandemia

El alcalde ha destacado su compromiso con los pilares de la estabilidad en este tiempo de pandemia, destacando el Plan de emergencia, bajada de impuestos, fomento del empleo, turismo, comercio y hostelería. Ha remarcado los esfuerzos del ejecutivo local en las Políticas sociales, Sanidad y Educación, como eje central de las preocupaciones del equipo de gobierno. Barcala ha hablado también de Propuestas para 2021, y ha entrado en el debate de la defensa del español en la educación. Ha hablado de los avances en Urbanismo, infraestructuras e inversiones en la ciudad, y ha acabado su intervención lanzando un mensaje de esperanza para los alicantinos.

Oposición enrocada en su discurso tremendista

La oposición reprocha al equipo de gobierno lo que viene anunciando a lo largo del año, aunque separados en dos bloques de discursos. PSOE, Compromís y Unidas Podemos denuncian poca implicación en políticas sociales, rechazan la Ordenanza de Convivencia Cívica y le reclaman a Barcala que se apoye en Vox para sacar adelante algunas medidas. El portavoz de Unidas Podemos Xavi López le ha llegado a pedir la dimisión al alcalde por el asunto del bulo de la hostelería

La portavoz del PP, Mª Carmen de España, en su discurso se ha dirigido a los portavoces de la oposición para decirles que lo único que se les da bien es la confrontación, reivindican diálogo y consenso pero no saben ni lo que significa. De España ha asegurado que este gobierno ha sido sin lugar a dudas el que más a dialogado y consensuado con los grupos de la oposición.

Debate bronco y atrincherado

Las intervenciones de los portavoces de la oposición han estado marcada por la bronca y el enfrentamiento constante. PSOE, Compromís, Unidas Podemos y Vox han volcado sus discursos con más agresividad dialéctica, pero con los mismos argumentos que vienen mostrando en estos meses. El alcalde Luis Barcala ha dedicado su alegato final para abroncar a los portavoces y llamarles la atención sobre su comportamiento en este debate: “Ustedes creen que cobran por meterse conmigo y por criticar, pero no. Tienen una responsabilidad muy superior a esa, sin que eso deje de ser así, fiscalizar y controlar al equipo de gobierno. Pero por favor, no vuelvan a dar el espectáculo lamentable que con sus discursos han dado de lo que les importa. Este pleno iba dedicado a examinar el estado de la ciudad de Alicante”.

El alcalde les ha tendido la mano y se ha dirigido a ellos para anunciarles que “se abre ahora la puerta para trabajar juntos, para seguir trabajando juntos. No digan de entrada no. No asistan a las reuniones para escuchar, no aportar nada y finalmente decir no. No es eso lo que necesita ahora mismo la ciudad de Alicante”.

En el balance del primer edil “hoy este debate no ha estado a la altura, no solo de un debate en condiciones normales, sino ni siquiera del debate que tenía que producirse en este preciso momento. Creo que nadie se puede ir orgulloso de este salón de plenos”

Barcala ha finalizado la sesión con un deseo, y les ha dicho a los portavoces que “lo único que puedo pedirles es que pensemos en los alicantinos, pensemos en Alicante, y cuídense todos mucho, gracias”.

Comenta esta noticia
Update CMP