09 de abril de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Ayuso desborda a Sánchez y acepta el "diálogo" si acaba la "opresión" a Madrid

La presidenta madrileña está dispuesta a negociar la política fiscal autonómica siempre y cuando no llegue impuesta desde Moncloa.

Isabel Díaz Ayuso está dispuesta a "dialogar" con el Gobierno central acerca de la política fiscal madrileña, siempre y cuando eso no signifique la imposición de una subida de impuestos por parte de Sánchez. De hecho,  la presidenta regional lo tiene claro, no quiere "eufemismos", que bajo el pretexto de la "armonización", impidan mantener su criterio de mantener bajos impuestos para que la economía madrileña siga avanzando.

Y es que, la presidenta de la Comunidad de Madrid,  no va a permitir que lo que la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, califica de "armonización" fiscal sea utilizado para marcar la política impositiva del Gobierno autonómico, tal y como puso de manifiesto en la carta que le envió y que ya ha sido respondida por parte del Ejecutivo.

Así, ha explicado que la ministra ha respondido a su misiva y ha apelado al diálogo, algo con lo que está de acuerdo ya que considera que "es mejor que la imposición". De hecho, ha insistido en que dadas las circunstancias "es mejor la negociación que la opresión, y es mejor bajar impuestos que subirlos".

Por ello, ha asegurado que aunque desde la Comunidad de Madrid se "seguirá defendiendo su derecho a bajar impuestos", existe tiempo suficiente para negociar y diseñar un nuevo modelo de financiación de comunidades autónomas".

Ayuso está decidida a mantener la política de rebaja fiscal

Así, ha añadido que "el Gobierno puede contar con la lealtad de Madrid, que siempre ha demostrado con las instituciones y con España. Si la ministra propone diálogo nosotros también creemos que las discrepancias políticas deben abordarse con diálogo".

Sin embargo, ha querido dejar claras sus intenciones respecto a sus planteamientos sobre la política fiscal madrileña, indicando que "estamos decididos a mantener la política de rebajas de impuestos y a negarnos a la restauración de dos impuestos injustos y anacrónicos: el de patrimonio y el de sucesiones". Dos líneas que no está dispuesta a permitir que lleguen impuestas desde Moncloa.

Comenta esta noticia
Update CMP