28 de septiembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El "sustituto" de "Cazamariposas" hunde Mediaset y la audiencia arde en Twitter

"La habitación del pánico", el nuevo programa de Mediaset

"La habitación del pánico", el nuevo programa de Mediaset

"La habitación del pánico", el programa presentado por Nuria Marín tuvo un estreno nada convincente. El formato no gustó a los espectadores, que se quejaron de la lentitud de los contenidos.

"El sustituto de Cazamariposas". Así es como llaman por los pasillos de Mediaset a La habitación del pánico, el nuevo programa producido por la Fábrica de la Tele y que se estrenó este lunes en Cuatro y en Divinity. El magacín vio la luz una semana después de que se decidiera poner punto y final a Cazamariposas, el programa de corazón con un toque de humor que llevaba casi siete años en antena y el cual estaba presentado por Nuria Marín y Nando Escribano.

Sin embargo, el nuevo espacio presentado por Nuria Marín no fue bien acogido por los espectadores. El formato no acabó de convencer a la audiencia, la cual calificó el programa de "aburrido". Tanto es así que los espectadores mostraron su indignación al poco de que hubiera comenzado La habitación del pánico y se quejaron que dicho espacio hubiera quitado la franja de emisión a Ven a cenar conmigo.

                                                   

Unas críticas hacia el programa que se han visto reflejadas en los datos de audiencia. La primera entrega de La habitación del pánico cosechó un discreto 3,8% de cuota de pantalla en Cuatro, con 546.000 espectadores, reduciendo su número de seguidores al pasarse a Divinity, donde tan solo logró un 1,9% de share y 320.000 fieles.

Asimismo, hubo un sinfín de comentarios negativos hacia el programa durante todo el inicio ya que los espectadores estaban muy desconformes con no ver a Nando Escribano.

Sin embargo, en el último tramo del programa, Nuria Marín hizo una conexión con el periodista desde la redacción de La habitación del pánico. Y es que el que fuera presentador de Cazamariposas también forma parte del nuevo programa de Mediaset.

Un magacín que tuvo como principal característica "la estación neurológica", una especie de sistema para analizar las emociones de las personas y determinar si dicen la verdad o no. Es decir, una especie de polígrafo. Un estreno en el que se sometió a este examen Rubén Sánchez, quien fuera participante de La isla de las tentaciones.

Rubén Sánchez se somete a

Comenta esta noticia