26 de octubre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

España vuelve a ser el pozo negro de contagios en la UE con Sánchez en Doñana

Inicio de pruebas PCR masivas en áreas de Madrid con mayor incidencia.

Inicio de pruebas PCR masivas en áreas de Madrid con mayor incidencia.

El país se coloca en cabeza del ranking de contagios por cada 100.000 habitantes, mientras el inicio del curso escolar está empantanado y la Conferencia de Presidentes prometida sin convocar

Pedro Sánchez y la práctica totalidad de su Gobierno de coalición siguen de vacaciones mientras España suma un nuevo y triste mérito. 

El Centro Europeo de Prevención y Control de Enfermedades anunció este martes que España es ya el país europeo más azotado por los rebrotes; el que más positivos de Covid-19 por cada 100.000 habitantes ha registrado en las últimas dos semanas. 

La tasa de España se sitúa en 132,2 casos, muy por delante de los 98,6 de Luxemburgo, los 98,3 de Malta, los 88,5 de Rumanía y los 60,8 de Bélgica, que son los siguientes de la lista.

Ya la semana pasada, los expertos de la UE advirtieron a las autoridades españolas de que estaban jugando con fuego al permitir "reuniones en las que participan jóvenes que realizan actividades de ocio a altas horas de la noche". Pero a la vista está que de poco sirvió la enésima advertencia. 

El único consuelo que queda es que, al menos, España no encabeza también la lista de fallecidos por cada 100.000 habitantes, sino que Rumanía, Bulgaria, Luxemburgo y Bélgica están por delante. No obstante, los expertos vienen avisando de que si siguen estos altísimos niveles de contagio entre la población joven, más pronto que tarde irremediablemente la población anciana también los sufrirá.

A este respecto, las cifras del Ministerio de Sanidad arrojan un balance de 2.128 nuevos positivos en las últimas 24 horas, hasta alcanzar la cifra de 364.196. El departamento de Salvador Illa también ha notificado 24 muertes más, y ya son 28.670 oficialmente (en la realidad hace tiempo que se rebasaron las 44.000). 

Con el presidente descansando en Doñana, las comunidades siguen intentando poner diques al mar de contagios por su cuenta y riesgo, mientras los autónomos tiemblan ante la posibilidad de que si la situación sigue desbocada haya un nuevo confinamiento. Una encuesta de la Asociación de Trabajadores Autónomos dada a conocer este martes desvelaba que el 70% afirma que tendrá que cerrar el negocio o reducir plantilla si el Gobierno decreta que la economía baje la persiana otra vez. 

El vicepresidente de Castilla y León, Francisco Igea, reconoció también este martes que la Junta se planteará pedir al Ejecutivo de Sánchez que decrete un estado de alarma en la Comunidad si la curva sigue en ascenso; para agilizar confinamientos selectivos como el de Aranda de Duero. Cuyos habitantes deberán seguir confinados hasta el viernes: una juez de Burgos acaba de ratificar la prórroga de las medidas decididas por el Gobierno que preside Alfonso Fernández Mañueco.

No obstante es la Comunidad de Madrid la que más preocupa ahora, puesto que se ha puesto en cabeza de los positivos, con 581 en el último día, seguida de Andalucía, Aragón, Cataluña y el País Vasco. El Hospital Gregorio Marañón, el 12 de Octubre y el de Móstoles han decidido suspender algunas cirugías no urgentes y consultas para volcarse en los enfermos de coronavirus, informa Servimedia.

En el País Vasco, el Gobierno de Íñigo Urkullu ha decidido prohibir las reuniones de más de diez personas, incluso al aire libre, y cerrar todo el ocio nocturno, en consonancia con las medidas pactadas la semana pasada con el Ministerio. 

Y mientras, el inicio del curso escolar se ha convertido en el principal desafío, con la ministra Isabel Celáa prácticamente desaparecida y la Conferencia de Presidentes que supuestamente se iba a convocar en agosto para abortar tan vital asunto aún sin fecha en el calendario.

La comunidad educativa clama en el desierto que el Ministerio y las comunidades acuerden cuanto antes protocolos claros. Pero a dos semanas, no los hay. "España no puede permitirse 17 inicios de curso diferentes", se quejó el presidente murciano, Fernando López Miras

Comenta esta noticia