Podemos y Compromís aprietan a Puig y le lanzan un aviso

Puig y Oltra en el pasado debate de Política General

Puig y Oltra en el pasado debate de Política General

Nacionalistas y podemitas caldean el inicio del Debate de Política General con una clara advertencia a su "jefe": Prohibido acuerdos con Ciudadanos y con el PP.

La  pandemia del coronavirus, con sus terribles efectos sanitarios y económicos, ha dinamitado todas las previsiones anteriores al estado de alarma, incluidas las estrategias políticas. El acuerdo de legislatura del Gobierno del Botànic, firmado en Alicante hace tan solo catorce meses, se ha convertido en un palimpsesto para el recuerdo.

El efecto del mal invisible ha dado paso a una nueva realidad de difícil digestión, sobre todo para Podemos y Compromís que están optando por una política negacionista. Los dirigentes de ambas formaciones mantienen el mismo discurso como si el sunami, que sigue latente, no está cambiando nada, y así lo están  trasladando a sus socios socialistas las horas previstas al debate sobre el Estado de la Comunitat.

El presidente Ximo Puig afronta este lunes en Les Corts unas sesiones, que lejos de ser el trámite anual en el que se anuncian decenas de iniciativas, van a condicionar lo que resta de legislatura. El examen es para él y su gobierno, cada vez más agrietado, y no para la oposición, como algunos pretenden trasladar.

Puig logró que salieran adelante el Pacto de Reconstrucción, con el apoyo de Ciudadanos y del Partido Popular, y ahora tiene el reto de continuar esos acuerdos con la vista puesta en los presupuestos de 2021 que deben servir para amortiguar la crisis económica-social.

Lo realmente llamativo es que sea la oposición y no el Ejecutivo la que esté lanzado nuevos mensajes para el acuerdo. Tanto Compromís como Podemos han dejado claro al presidente que  no van a permitir nuevos "socios". Y por si cabía alguna dauda, la formación nacionalista acaba de emitir este gráfico tuit de un remedo de paella valenciana:

La sintonía entre Puig y Toni Cantó ha indigestado a buena parte del Botànic. El líder de Ciudadanos, otrora muy acerado con el PSPV, ha puesto en marcha una estrategia de acercamiento a los socialistas que le está deparando rentabilidad, aunque no exenta de tensiones en las filas de su formación. La popular Isabel Bonig aceptó el Pacto de Reconstrucción por convicción. A partir de ahora cabe concretar con presupuesto lo acordado. 

La nueva líder de Podemos lleva días anunciando que en la Mesa del Botànic no caben más comensales que no sean botánicos. Pilar Lima, que ha pedido una reunión de los socios tras el debate de Política General, ha acentuado su campaña contra la gestión por convenio del Hospital de Torrevieja,  pese a que este centro sanitario está demostrando con números que es uno de los mejor gestionados de la Comunitat

Lima trasladó en el Consejo Ciudadano Estatal de Podemos su "preocupación por el acercamiento del PSPV a Ciudadanos. En tiempos de crisis y pandemia, lo público por delante".

Mensaje con doble sentido

El síndic del PSPV-PSOE en Les Corts, Manolo Mata, consciente de lo que pude venir en el Debate de Política General, resalta  que  "no es una campaña electoral, es algo mucho más serio, es buscar soluciones a problemas, algo que solo puede hacerse desde la política con la ayuda de expertos".

Mata ha recalcado que "las decisiones se toman en el ámbito político" y que confía que en Les Corts se atienda "a lo que la ciudadanía está pidiendo" y se llegue a acuerdos. "Pero para eso, se necesita una mirada amplia, comprensiva de los problemas y razones del otro", ha añadido en un mensaje dirigido a los suyos y a los otros.

La portavoz popular Isabel Bonig acude al Debate de Política General, según su palabras,"con los deberes hechos después de muchos meses de trabajo mano a mano con la sociedad valenciana" y con "un proyecto económico, social y sanitario responsable" para "sacar a la Comunitat Valenciana de la crisis".

Comenta esta noticia