05 de agosto de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Al volante de los Jeep Compass y Renegade 4xe, tres en uno

Primera toma de contacto con los modelos más eficientes de la marca de las 7 barras, que recurren a la hibridación enchufable para ofrecer lo mejor de tres mundos: 4x4, ciudad y carretera.

Jeep es una marca emocional y con una historia detrás de 80 años de legado y contacto con la naturaleza, unos valores que sus clientes aprecian y que se van a ver reforzados con los nuevos modelos 4xe, los híbridos enchufables que ya hemos podido probar. En palabras de Alberto de Aza, el CEO de la marca en nuestro país, esta tecnología llega en el “momento justo” a su gama para que puedan seguir democratizando la movilidad sostenible. 

La llegada de los modelos PHEV hace que la gama de Jeep, como parte del consorcio FCA, cuente ahora con las principales tecnologías de propulsión disponibles en el mercado, ya que a los motores de combustión tradicionales y los movidos por GLP suma todas las posibilidades de electrificación. Este movimiento llega después de una inversión de 45.000 millones de euros por parte del gigante italiano de la automoción, 5.000 de los cuales han ido directamente a la fábrica de Melfi donde se van a fabricar los nuevos Renegade y Compass 4xe, que es además la más sostenible del grupo, pues es 100% autosuficiente a nivel energético.

 

Los nuevos Renegade y Compass 4xe llegan para ofrecer lo mejor de tres mundos gracias a su tecnología híbrida enchufable, que lejos de suponer una traba, mejora las capacidades 4x4 de estos modelos por sus características eléctricas de par instantáneo y su configuración y reparto de pesos. Así, mantienen una capacidad de vadeo de medio metro a la vez que ofrecen el consumo medio más bajo en la historia de Jeep con apenas 2 litros a los 100 y 50g de CO2 por kilómetro recorrido. Sin duda dignos “descendientes” del Willys de 1941. 

La tecnología híbrida enchufable combina dos motores eléctricos que suman 60CVcon el bloque de combustión más moderno de Jeep, el GSE cuatro cilindros turbo de 1.300cc en versiones de 130CV ó 180CV, lo que permite anunciar hasta 240CV de potencia máxima. Los corazones eléctricos se alimentan con una batería de 11,4Kw/h que permite a los Jeep 4xe ofrecer una autonomía eléctrica de hasta 50km. Estos modelos tienen 3 modos de conducción, pudiendo tanto forzar el funcionamiento puramente eléctrico como reservar la carga de la batería para su uso en entornos urbanos con limitaciones de circulación.

 

Los Jeep Compass y Renegade 4xe mantienen así mismo los modos de conducción específicos del Terrain Response que les permitirán enfrentarse a los terrenos más complicados. La incorporación de las baterías y demás elementos eléctricos no implica perdida de habitabilidad ni capacidad de carga, pudiendo incluso montar una rueda de repuesto de tamaño estándar en ambos casos. La ganancia de peso está por debajo de los 100kg, así que a nivel dinámico tampoco hay grandes cambios.

En el pequeño recorrido que hemos podido hacer esta semana hemos comprobado que el sistema híbrido encufable de Jeep se muestra muy eficiente en su uso y los kilómetros anunciados se alcanzan con facilidad. El Compass y el Renegade 4xe ganan en aplomo y en agrado de conducción, y la nueva fabricación en territorio europeo transmite una mayor solidez en los apoyos y un tacto más refinado al volante. El modo de ahorro de batería permite además de guardar la carga existente forzar su carga en marcha, siendo esta una funcionalidad muy interesante que además no eleva en exceso el consumo térmico.

 

Conscientes de las particulares características de estos modelos y de las preferencias de los clientes a la hora de planificar su compra, optando en mayor medida por el pago aplazado, Manuel Pérez Casado, director de Marketing de Jeep España nos ha explicado que FCA ha hecho un especial esfuerzo en las condiciones de financiación y estos modelos tendrán un interés “bonificado” del 4,25%. Gracias a esto los clientes tendrán un Jeep Renegade 4xe desde 220 euros al mes o un Compass 4xe desde 275 euros mensuales.

Las capacidades de personalización de ambos modelos son extensísimas gracias a los componentes que Mopar ofrece, y hay 5 nuevos colores y 6 nuevos diseños de llantas con los que “vestirlos” para cumplir el lema de la marca: “Ve donde quieras, haz lo que quieras”. Y para poner la guinda, la gama 4xe contará a final de año con un nuevo e icónico integrante, el Jeep Wrangler 4xe.

Comenta esta noticia