Iglesias y Otegi cierran filas con el PP y piden "humanidad" con Zaplana

El PP ha encontrado inesperados aliados en su petición de "humanidad" para con Eduardo Zaplana.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, se ha sumado a la petición del PP de "humanidad" para con Eduardo Zaplana, enfermo de cáncer e ingresado en el hospital La Fe de Valencia a principios de semana.

Iglesias ha llegado incluso a retuitear una entrada del Partido Popular instando a que el ex-presidente valenciano no sea devuelto a prisión por el riesgo de empeoramiento en su salud y siga siendo tratado en un centro hospitalario. 

En el mismo sentido se ha manifestado el president Ximo Puig, que ha pedido que la prisión preventiva se aplique sólo "en casos muy determinados". La vicepresidenta Mónica Oltra ya se pronunció en ese sentido en agosto, mucho antes del tuit del PP de esta semana, al afirmar que "ninguna persona enferma pinta nada en una prisión". 

Arnaldo Otegi, coordinador general de EH Bildu, también ha retuiteado la petición del PP. 


Eduardo Zaplana fue ministro con José María Aznar, de cuyo ascendiente sobre el actual presidente del PP, Pablo Casado, nadie duda. En la formación de la gaviota, especialmente en la Comunidad Valenciana, sigue muy presente el triste final político y humano de Rita Barberá, coetánea de Zaplana en la primera línea de gestión en Valencia.

De las informaciones sobre el estado de salud del ex-político, casi todas alarmantes, llama la atención la de OK Diario, que llega a decir que el ex-ministro habría transmitido a sus allegados que "rezo todos los días para morirme, esto es una tortura". Valencia Plaza por su parte cuenta que el traslado a La Fe es "para un tratamiento rutinario, un cambio de medicación" decidido por los propios servicios médicos de la prisión de Picassent.  

Zaplana padece leucemia desde 2015, y lleva seis meses en prisión incondicional y sin fianza por presuntos delitos de cohecho, malversación, blanqueo y prevaricación en el caso Erial

Comenta esta noticia
Update CMP