05 de junio de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Quim Torra se la juega a Pedro Sánchez una hora después de salir de La Moncloa

Torra, en su comparecencia tras reunirse con Pedro Sánchez en La Moncloa.

Torra, en su comparecencia tras reunirse con Pedro Sánchez en La Moncloa.

"Nosotros no vamos a renunciar a nada", afirma el president que impone el referéndum de autodeterminación pese a los gestos del presidente del Gobierno, que reconoce "un problema político"

"No renunciamos a ninguna vía para alcanzar la independencia". La primera en la frente, ya sabe Pedro Sánchez con quien se la juega. 

Algo más de una hora después de que la vicepresidenta Carmen Calvo diera su versión optimista del balance de la reunión entre el presidente del Gobierno y el de la Generalitat, Torra ha echado un jarro de agua fría a la expectativas de deshielo que había defendido la número dos del Ejecutivo. Y con boicot renovado al Rey Felipe VI en una nueva provocación, esta vez desde la misma capital de España.

Y es que Torra no renuncia a ninguna de sus exigencias: referéndum de autodeterminación, libertad de los "presos políticos" y el fin de la "ofensiva policial y judicial" contra el independentismo. Así lo ha expresado el president en su comparecencia ante los periodistas en la delegación de la Generalitat en Madrid, que ha comenzado con el primer desafío. "Aquí debería estar el presidente Puigdemont", ha dicho.

Torra ha asegurado que Sánchez le ha "escuchado" y que comparte que en Cataluña existe "un problema político". Algo a lo que, según ha enfatizado, el independentismo le da "mucho valor". De hecho, acto seguido, ha puesto de manifiesto que sigue en sus mismas reivindicaciones. 

"El Gobierno de Cataluña no renuncia a ninguna de las fórmulas para alcanzar la independencia", ha recalcado. "Sobre los dos asuntos centrales (autodeterminación y políticos presos) mantenemos posiciones divergentes pero ha servido para contrastar ambos proyectos", ha detallado. "Cualquier solución política pasa por el derecho a la autodeterminación. Tenemos que ser capaces de aplicar toda la inteligencia política y la capacidad de negociación”", ha reiterado en varias ocasiones.

Preguntado si su visita a La Moncloa supone un antes y un después, Torra ha dicho que el reconocimiento "mutuo, institucional y de proyectos" es para la Generalitat "importantísimo".

Y el último feo de Torra a La Moncloa ha tenido como protagonista al Rey. El inquilino del Palau ha confirmado el veto a Felipe VI al acto de homenaje a las víctimas del atentado de Las Ramblas.

 

Comenta esta noticia