12 de noviembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Díaz Ayuso propone al empresariado catalán un eje Madrid-Cataluña muy ambicioso

Isabel Díaz Ayuso, presentada por Cayetana Álvarez de Toledo.

Isabel Díaz Ayuso, presentada por Cayetana Álvarez de Toledo.

La presidenta madrileña viaja a Barcelona 48 horas antes de la Diada para sugerir una alianza entre ambas comunidades aprovechando el Brexit y la zozobra de los mercados europeos.

Cuando Quim Torra habla de ruptura, Isabel Díaz Ayuso lo hace de alianza. Cuando el presidente de la Generalitat invoca la singularidad catalana, la presidenta de la Comunidad de Madrid hace un llamamiento a la fraternidad y a lo que une a ambas. 

Díaz Ayuso viajó este lunes a Barcelona para dar una conferencia organizada por Nueva Economía Fórum ante el empresariado catalán, cuando apenas ha transcurrido un mes de su investidura. Y a 48 horas de una Diada que, como vaticinó, el independentismo convertirá el miércoles en "un ataque al resto de España". 

La presidenta madrileña no se anduvo con paños calientes y puso a los empresarios ante el espejo de la responsabilidad que han tenido en el procés. Unos por acción y la mayoría por omisión. "Unirse a los independentistas es el peor error que ha cometido esa parte del empresariado catalán que se ha abandonado a sus consignas. Las empresas no pueden vivir ni de subvenciones, ni de favores, ni mucho menos de consignas políticas contrarias a la razón, afirmó.  

Cabe recordar que la última conquista del independentismo es haberse hecho con la importante Cámara de Comercio de Barcelona, presidida por Joan Canadell desde junio. 

Díaz Ayuso recordó a los empresarios catalanes que por culpa de lo que inició Artur Mas y continuó Carles Puigdemont Cataluña ha dejado de estar entre las primeras regiones europeas, "que la han hundido". Y, ante la desconfianza que puedan tener estos hacia las intenciones de Madrid, aclaró: "Madrid no quiere crecer a costa de Cataluña. Quiero que crezcamos junto a Cataluña. Porque juntos somos más fuertes". 

De hecho, la líder del Ejecutivo regional propuso construir, conjuntamente, "una plataforma de empresas catalanas y madrileñas cuyo objetivo trabajar juntas para atraer inversión" aprovechando la salida del Reino Unido de la UE. Porque, como remarcó, su competencia está de fuera de España: "Ni Madrid ni Cataluña debemos competir con otras regiones españolas para atraer inversión extranjera y generar empleo, sino con las grandes capitales europeas". 

Díaz Ayuso recordó a los empresarios que, para ello, es necesario crear un marco que atraiga a los inversores extranjeros, y enumeró alguna de las propuestas de la Comunidad de Madrid, cimentadas en un pilar: la mayor rebaja fiscal de la historia de la región, como prometió en su discurso de investidura.

La presidenta madrileña se propone crear una ventanilla única empresarial, acometer un proceso de digitalización en la administración, mejorar el acceso a la vivienda con la construcción -entre otras medidas- de 25.000 viviendas y apostar por las políticas de conciliación.   

"Haremos todo lo que este en nuestra mano para tejer alianzas, diálogo y progreso para nuestros ciudadanos. Contad con Madrid como el mejor aliado", prometió.

Comenta esta noticia
Update CMP