Escalera al cielo: 40 peldaños para acceder a los nuevos nichos de Tavernes

El alcalde de Tavernes de la Valldigna en la visita a las obras de construcción de los nichos

El alcalde de Tavernes de la Valldigna en la visita a las obras de construcción de los nichos

No es una "Escalera al cielo" (Led Zeppelin) pero casi. 40 peldaños hay que subir para acceder a los nichos de Tavernes de la Valldigna. Al ayuntamiento se le olvidó la Ley de Accesibilidad.

El gobierno de Compromís del municipio de Tavernes de la Valldigna (La Safor) ha dado el visto bueno a la construcción de 60 nichos en la parte más inaccesible del cementerio municipal de la localidad, y no ha previsto que mucha gente mayor o con movilidad reducida va a tener difícil poder llegar a ellos.

Para acceder a los nuevos nichos se ha de subir una escalera de 40 escalones o subir, en su defecto, una cuesta, que está diseñada para que los coches de difuntos se acerquen los nichos, pero que no dispone de las condiciones técnicas necesarias para que accedan por ella las personas, ya que no hay barandilla ni espacios delimitados en la calzada para el acceso de vehículos, personas o sillas de ruedas.

Imagen de la escalera con los 40 peldaños para acceder a los nichos

El malestar entre los habitantes de Tavernes es más que evidente y los familiares, en su mayoría personas mayores o con problemas de movilidad, no quieren enterrar allí a sus difuntos porque les es imposible acceder a esa zona.

El Ayuntamiento se ha gastado en la obra de construcción de los nichos un total de 99.583 euros -IVA incluido- a los que se han sumado otros 16.000 euros en la ejecución de la rampa de acceso. Es decir, se ha invertido casi 116.000 euros en una obra que va a impedir a muchos ciudadanos poder visitar a sus difuntos. 

Imagen de la rampa alternativa sin barreras arquitectónicas para acceder a los nichos  

El ejecutivo dice que los nichos serán accesibles

El ejecutivo de Tavernes ha manifestado al respecto que lleva meses trabajando para habilitar una partida de crédito que permita completar las obras de ampliación y mejora del cementerio. El gobierno de Compromís confía en que el remanente de tesorería de los presupuestos sea positivo y poder dedicar parte de ese superávit a rematar el proyecto con un ascensor, pero fuentes municipales consultados por ESdiarioCV han confirmado a este diario que "no hay ascensor previsto a corto plazo ni tampoco está prevista, de momento, la creación de una pasarela accesible que conecte la entrada principal del cementerio con la nueva zona de nichos, posibilidad que también llegó a barajarse en un primer momento". 

La construcción de estos 60 nuevos nichos se ha llevado a cabo dejando graves barreras arquitectónicas totalmente insalvables para personas mayores - que son las que más se acercan al camposanto- y para personas con movilidad reducida. Sin embargo, el alcalde de Tavernes de la Valldigna y diputado autonómico, Jordi Juan, tomó la decisión junto con su equipo de gobierno de ampliar el cementerio en altura porque era más factible y más rápido que dotar el recinto de una mayor superficie en el lateral; al tiempo que apuntó que el actual plan general del cementerio necesitaría modificarse para la ocupación de los terrenos colindantes.

"Falta de planificación"

Para los populares de Tavernes de la Valldigna este proyecto "tiene muy poco sentido común", según palabras de la portavoz del PP en la localidad, Eva Palomares. "La gente no entiende cómo se pueden hacer las cosas tan mal y que haya que subir casi 40 escalones para llegar a los nichos o que la alternativa sea una rampa con una gran pendiente sin respetar barreras arquitectónicas", apunta Palomares.

Además, la portavoz popular comenta que "Compromís lleva casi ocho años en el gobierno y no ha planificado con tiempo esta actuación. Por no desarrollar lo que está previsto para la ampliación del cementerio en el plan general nos encontramos con un nuevo despropósito y un edificio surrealista e inaccesible”.

“Compromís, que gobierna con mayoría absoluta, dice que hay un proyecto para hacer accesible esa zona pero no hay fecha para su construcción porque aún no está ni acabado ni licitado. No entendemos cómo se han atrevido a hacer los nichos antes de las obras de accesibilidad", dice Eva Palomares. Y añade "hemos pedido información y no nos gusta lo que hemos visto. Sólo hemos visto un dibujo, porque no es ni proyecto, y no está ni desarrollado ni valorado económicamente”, valora Palomares.

En el pasado pleno municipal del día 1 de octubre, los populares intentaron explicar las deficiencias del edificio, pero el alcalde cortó la intervención de la portavoz popular impidiendo que acabara su exposición. “Intentamos pedir que el Gobierno abordase de una vez la ampliación del cementerio conforme está prevista en el plan general y dejasen de complicar la vida a la gente. Esperamos que descarten ya la política de los pegotes y las chapuzas que se ha demostrado que no beneficia a los ciudadanos”, comenta Eva Palomares.

Como pueden ver a continuación, en el vídeo de la sesión plenaria municipal celebrada el pasado día 1 de octubre, el propio alcalde Jordi Juan reconoce que "lo que se está haciendo ahora en el cementerio son parches". 

Es más, el propio Jordi Juan visitó las obras de construcción de estos nuevos nichos en enero pasado, cuando todavía se estaban ejecutando, y se subió a lo alto de la construcción a hacer fotografías, sin parecer darse cuenta de que un plan accesible para esta nueva infraestructura era necesario desde el mismo día de su puesta en marcha. 

 

Comenta esta noticia
Update CMP