24 de octubre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Juez y parte: Simancas sale a auxiliar a Iglesias con una "obscena" comparación

Simancas, este viernes en La Sexta.

Simancas, este viernes en La Sexta.

El número dos del PSOE en el Congreso trata de justificar su doble vara de pedir al crear una comisión para investigar a los populares y rechazar otra sobre los morados.

Como Adriana Lastra este miércoles, su número dos en el Grupo Socialista, Rafael Simancas, ha ejercido este viernes de fiscal, abogado defensor y juez. Todo para salir en auxilio de su socio, Pablo Iglesias, acorralado en la Audiencia Nacional por el testimonio del exabogado de Podemos, José Manuel Calvente.

Simancas, en un sorprendente ejercicio de voluntarismo, ha justificado que el Congreso vaya a abrir una comisión de investigación sobre el caso Kitchen, que afecta al PP; mientras el PSOE veta otra similar sobre los caso Dina y caja B, que salpican a Podemos. Con un argumento peregrino.

Simancas ha defendido este viernes la necesidad de investigar al PP en el Congreso, a diferencia de a Podemos, al considerar que mientras el caso que afecta a los populares es "extraordinariamente grave", el del partido morado es "significativamente de menor alcance", sobre "una posible irregularidad en cuanto a adjudicación de gastos electorales".

"Cualquier comparación me parece obscena", ha afirmado en declaraciones a La Sexta, , al tiempo que ha señalado que el caso de Podemos sobre los contratos con la consultora Neurona "tiene que dilucidarse en el marco de la justicia", pero no con una comisión de investigación en el Congreso.

Según Simancas, ese instrumento parlamentario "extraordinario" es "el más importante para esclarecer hechos escandalosos y atribuir responsabilidades". "¿Merece la pena celebrar una comisión de investigación para esclarecer lo que ha ocurrido en el caso Kitchen con el uso de medios policiales y del ministerio del Interior para destruir pruebas y para combatir adversarios, desde luego que sí", ha afirmado.

Además, ha asegurado que sus socios de Unidos Podemos en el Gobierno de coalición ya están dando explicaciones y colaborando con los jueces. "Entendemos que ese caso no tienen la suficiente entidad como para merecer una comisión de investigación en el Congreso", ha remarcado.

"Este PP es aquel PP y queremos que dé cuentas, que asuma responsabilidades. No estamos hablando de cualquier caso de corrupción sino de utilizar recursos y efectivos del aparato del Estado para destruir pruebas. Es extremadamente grave", ha sentenciado. Todo un ejercicio de coherencia política.

M.B
Comenta esta noticia