20 de julio de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La bofetada de sus bases deja a Iglesias y Echenique k.o y sin levantar cabeza

Pablo Iglesias y Pablo Echenique, en una reunión de la dirección de Podemos.

Pablo Iglesias y Pablo Echenique, en una reunión de la dirección de Podemos.

Por algo el número dos de Podemos ha retrasado lo más posible la difusión de los resultados de las primarias para las elecciones de mayo. En las europeas y en Madrid se ha quedado casi solo.

"Tenemos un problema". Como en Houston en su día, en la sede nacional de Podemos, Pablo Iglesias y Pablo Echenique deben estar en estas horas pensando que tienen una gravísima vía de agua con su militancia, en especial desde que estalló la polémica por la compra del chalet millonario de la pareja Iglesias-Montero.

Un partido que presume de haber nacido "de abajo a arriba" y de tener una verdadera base que es la que toma las decisiones, se vuelve a encontrar -en especial sus números uno y dos- con una monumental bofetada de sus simpatizantes. Sin precedentes en unas primarias de ámbito nacional.

Las primarias, ese termómetro en el que Iglesias suele medir la fortaleza de su liderazgo, han concluido este martes con un sonoro ridículo para la cúpula morada.

Se escrutaba -con un retraso que ha provocado más de una sospecha- a los candidatos para las elecciones europeas, autonómicas y municipales del próximo mes de mayo. Y la participación ha provocado la alerta roja entre los dirigentes menos afines a Iglesias y Echenique.

La votación se ha producido entre los días 20 y 25 de noviembre. Y en la elección de la lista electoral para el Parlamento Europeo han participado un total de 50.057 inscritos, esto es, un raquítico 9,7% del total de inscritos de Podemos , que superan los 512.841. La candidatura "de unidad" entre pablistas, errejonistas y anticapitalistas, encabezada por Pablo Bustinduy, se ha impuesto con un 72% de apoyo.

Al mismo tiempo se han realizado las primarias para elegir a los candidatos autonómicos para las elecciones mayo. Y con otra deserción general de las bases.

Es el caso de Madrid, uno de los bastiones morados a mantener y donde hay abierta una guerra fraticida entre pablistas y carmenistas. En juego estaba la simpatía de la lista patrocinada por Iglesias y Echenique y encabezada por el exjemad Julio Rodríguez. Han votado 6.537 inscritos de un total de 55.000. Esto es, un 11,8%. La lista del exgeneral ha ganado con el 80% de los votos emitidos.

 

Comenta esta noticia
Update CMP