20 de junio de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Peñafiel señala a la "culpable" de la jubilación del Rey Juan Carlos: "Letizia"

En un demoledor artículo, el cronista de la Familia Real desvela una a una las claves del adiós definitivo del Rey Emérito y reclama un homenaje en lugar de tanto desprecio.

El Rey Juan Carlos se retira de la vida pública, como anunció hace una semana en una escueta carta dirigida a Felipe VI, pero su sombra es alargada y los motivos reales de su abandono dan ya para escribir una enciclopedia. Una de las personas que mejor se conoce a la Familia Real entre bambalinas, el cronista Jaime Peñafiel, tiene su propio teoría, que expone en un largo artículo en El Mundo. Y es demoledora.

"Pienso que la única persona de millones de españoles, que puede sentirse feliz con la desaparición definitiva de la vida publica del Rey, que siempre lo será, es, precisamente su nuera, la consorte. Esta dramática y triste historia podría titularse: "El triunfo de Letizia", detalla el periodista.

 

"La figura de Don Juan Carlos será, siempre, valorada y respetada al margen de las actividades de su hijo. Se puede descansar, derecho tiene a ello, lo que no, necesariamente, desaparecer de la vida pública. No es ni justo ni correcto subsanar con una simple carta de 228 palabras, en 24 líneas, 40 años de toda una vida. Pienso que la dolorosa y dramática decisión exigía algo más que una misiva de compromiso tras cuya lectura se advierte mucho dolor y mucha tristeza", añade.

Sobre doña Letizia

"Se dice, se cuenta, se rumorea que la decisión de expulsar al Rey Emérito de la Familia y de la Institución ha sido de Felipe. Otros, que la culpa la tiene Letizia. ¡Cómo no! La Casa, por su parte, que ha sido decisión personal del rey auténtico, como diría Luis María Anson, y lo ha hecho para no interferir con las actividades de su hijo, para no eclipsarle más con su presencia. Absurdos razonamientos", remata.

El adiós de don Juan Carlos, para el que hay otras hipótesis como la de Pilar Urbano que le relacionan con problemas judiciales, amenaza con ser un culebrón para la Casa Real y otro baldón en la carrera de doña Letizia, una Reina con poco respaldo popular a la que le cargan habitualmente, con razón o sin ella, una indiferencia casi absoluta hacia dos personajes tan queridos por la opinión pública como don Juan Carlos y la mismísima doña Sofía.

Comenta esta noticia
Update CMP