20 de octubre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La Fiscalía auxilia a Marlaska y pide no investigar la purga en la Guardia Civil

Dolores Delgado siendo ministra de Justicia junto a Fernando Grande Marlaska en el Senado.

Dolores Delgado siendo ministra de Justicia junto a Fernando Grande Marlaska en el Senado.

La institución dirigida por Dolores Delgado se ha posicionado en contra de admitir a trámite las querellas presentadas contra el ministro del Interior tras la destitución de De los Cobos.

Dolores Delgado ha salido en auxilio del que fuera su excompañero de bancada, Fernando Grande-Marlaska al posicionar a la Fiscalía en contra de la admisión a trámite por parte del Tribunal Supremo de varias de las querellas presentadas contra el ministro por la polémica destitución del coronel jefe de la Comandancia de Madrid, Diego Pérez de los Cobos, tras negarse a filtrar información a Interior acerca de las investigaciones del 8M.

En las denuncias se acusaba a Marlaska de intentar influir en la investigación llevada a cabo por la Guardia Civil, y que pretendía dirimir la responsabilidad del delegado del Gobierno, José Manuel Franco, al permitir la marcha feminista en plena expansión del virus, por lo que se imputaba al ministro la presunta comisión de delitos de prevaricación, falsedad documental y coacciones.

Sin embargo, ahora la Fiscalía, en un informe firmado por el teniente fiscal del Tribunal Supremo, Luis Navajas, según publica El Español, se descartan los delitos apuntados por los querellantes al ser el de Pérez de los Cobos un cargo discrecional lo que, a su juicio, elimina cualquier responsabilidad penal por el cese.

Ya el pasado 3 de junio el juez de Instrucción número 11 de Madrid archivó la que se había presentado Vox contra el secretario de Estado de Seguridad, Rafael Pérez, y la directora general de la Guardia Civil, María Gámez, por las llamadas que realizaron a Pérez de los Cobos anunciándole su cese y en las que se acusaba a ambos de delitos de obstrucción a la justicia, represalias y prevaricación.

Sin embargo, a pesar del recorrido judicial que pueda tener el caso, lo cierto es que la purga llevada a cabo mano a mano entre Marlaska y Gámez ha supuesto un auténtico terremoto en la cúpula de la Guardia Civil.

Tanto es así, que la salida de Pérez de los Cobos provocó la marcha del general Laurentino Ceña, como director adjunto operativo, para ser sustituido por Pablo Salas, y esta pasada semana se confirmaba como Jefe del Estado Mayor de la Guardia Civil al general José Manuel Santiago, el mismo que defendió en una rueda de prensa la censura y control por parte del Gobierno de los medios de comunicación.  Un cambio radical en la cúpula de la Benemérita que ha servido a Marlaska para imponer a sus 'hombres de confianza' al frente de una institución que debe estar al servicio de todos.

Comenta esta noticia