| 23 de Noviembre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Enrique Ortiz a su llegada y entrada a la Audiencia Provincial / FOTO: O. Avellán
Enrique Ortiz a su llegada y entrada a la Audiencia Provincial / FOTO: O. Avellán

Sigue siendo el rey: Ortiz llega al juzgado sin mascarilla y pasa los controles

El constructor alicantino ha llegado solo y sin mascarilla a la Audiencia Provincial, ha pasado el control de 2 guardias civiles y luego el detector de metales custodiado por 2 vigilantes

| A. Maestre Edición Alicante

El empresario de la construcción alicantino, Enrique Ortiz, ha dado muestras de su confianza y poderío en Alicante. Esta mañana ha llegado a la reanudación del juicio por el caso PGOU confiado y sereno, con la mascarilla en la muñeca y caminando solo y con paso firme.

Ortiz ha pasado por delante de los periodistas saludando y sin hacer declaraciones, luego ha cruzado por en medio de dos guardias civiles que custodian la Audiencia Provincial de Alicante y se ha dirigido al escáner, donde dos vigilantes de seguridad se han asegurado de que no llevase pistola, navajas u otro elemento de metal con el que poder agredir a alguien.

Enrique Ortiz ha llegado a los pasillos del interior del edificio judicial sin mascarilla, y sin que nadie le obligase a ponérsela. Por supuesto, nadie le ha sancionado.

Desde Esdiario le hemos planteado a su abogado, el letrado Francisco Ruiz Marco, quien ha contestado de manera irónica y sonriendo: “El señor Ortiz es muy malo, muy malo”.

Y es que, lo dicho, Ortiz sigue siendo el rey.

Juicio PGOU

La Audiencia Provincial de Alicante ha retomado esta mañana las sesiones del juicio por el Plan General de Ordenación Urbana de Alicante. Antes del verano se celebraron las sesiones de cuestiones previas, donde las partes presentaron sus argumentos, y las defensas reclamaron que se inadmitiesen las grabaciones de escuchas telefónicas por transgredir los derechos fundamentales de los acusados. La Magistrada dijo entonces que esa cuestión se resolverá en la sentencia.

Este procedimiento conoce del que podría ser el mayor juicio por supuesta corrupción urbanística celebrado en la provincia de Alicante, que arrancó marcado por la limitación de aforo la covid-19. De hecho los periodistas seguimos el caso a través de videoconferencia, gracias al excelente trabajo del equipo de comunicación del TSJCV.

En el foco mediático también está la reciente anulación de las escuchas en otra pieza separada del caso Brugal sobre la adjudicación del servicio de recogida de la basura de Orihuela. La anulación de los pinchazos telefónicos efectuados por la Policía Nacional en la rama del Brugal de Orihuela podría ser determinante, porque sobre el contenido de esas conversaciones se basan las principales acusaciones sobre Sonia Castedo, Luis Díaz Alperi, Enrique Ortiz y resto de investigados.

El tribunal se la Sección Tercera compuesto por las magistradas Monserrat Navarro, Margarita Esquivá y Cristina Costa, deberá dilucidar si los dos exalcaldes de Alicante Díaz Alperi y Castedo concedieron trato de favor al promotor urbanístico Enrique Ortiz en la redacción del nuevo plan general de la ciudad, a cambio de supuestas dádivas, como entregas de diversas cantidades de dinero en metálico, un coche modelo Mini Cooper y viajes con gastos pagados a Andorra, Ibiza y Creta, según cita el sumario del caso.