| 25 de Octubre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Almazara de aceite de oliva en Jaén.
Almazara de aceite de oliva en Jaén.

La singularidad del 'agro' andaluz mueve millones

Andalucía es una de las regiones europeas con más productos regulados por denominaciones de origen, lo que genera casi 500 millones de euros en medio año. El aceite y el vino a la cabeza.

| Manuela Herreros Andalucía

La singularidad de los productos agroalimentarios andaluces se ganan el respaldo de los consumidores en Europa y en el mundo. El volumen de negocio que suponen para la región es prueba de la buena aceptación de la que gozan y más aún si se trata de aquellos diferenciados por su denominación de origen.

España se sitúa entre los tres primeros puestos europeos en cuando a número de figuras de calidad en sus productos, sólo por detrás de Italia y Francia. Dos pesos pesados con los que competir, pero de los que no se está tan alejado. Aquí juega un papel fundamental Andalucía, que es en la actualidad una de las regiones de la Unión Europea con mayor número de figuras de calidad.

Vinos de Jerez, unas de las denominaciones de origen de Andalucía

Un total de 67 de éstas avalan la calidad diferenciada de los productos andaluces, entre las que destacan las de los sectores del vino y del aceite de oliva. Dos productos reconocidos y buscados en los mercados internacionales.

El valor económico de estas denominaciones se estima en torno a los 469 millones de euros anuales, con un incremento del 2,6% respecto del ejercicio anterior, según datos de la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía.

Entre ellas destacan las aportaciones de los dos productos estrellas: especialmente las DOP del vino y del "oro líquido", cuyo valor económico asciende a 150 y casi 110 millones de euros, respectivamente.

Las figuras de calidad permiten que el consumidor identifique una diferenciación en los mercados de los productos que están bajo estas etiquetas. Más allá de la información obligatoria de calidad comercial, se encuentran especificados otros atributos vinculados a su origen geográfico, al método utilizado para su producción o la elaboración o relacionados con el respeto al medio ambiente, entre otros. Unas cualidades únicas, que les otorgan una merecida reputación.

En Andalucía existen en la actualidad 29 Denominaciones de Origen Protegidas (DOP), de las que 12 pertenecen al sector del aceite de oliva, ocho a vinos, tres a vinagres, dos a jamones y paletas, una al sector de frutas y hortalizas y tres a otros productos.

Jamones de Huelva

En cuanto a Identificaciones Geográficas Protegidas (IGP) existen registradas 33 de las que 16 pertenecen al sector del vino, cinco al del pan y la repostería, cuatro a productos pesqueros, tres a jamones, paletas y carnes, dos a frutas y hortalizas, dos a aceitunas y otros dos a otros productos, siendo la más reciente la IGP Aceite de Jaén y la IGP Mollete de Antequera (Málaga).

En los casos del Jamón de Jabugo y el Cordero Segureño se tratan de DOP e IGP, respectivamente, de ámbito suprautonómico.

En Andalucía existen tres Especialidades Tradicionales Garantizadas (ETG), de jamón serrano, tortas de aceite de Castilleja de la Cuesta (Sevilla) y leche certificada de granja, y dos Indicaciones Geográficas (IG) para el Brandy de Jerez y el Vino de Naranja del Condado de Huelva.

Las exportaciones agroalimentarias siguen en números récords

Los productos agroalimentarios andaluces llenan las despensas del mundo. Su calidad y variedad hacen de la oferta agroalimentaria una de las grandes bazas económicas de crecimiento en la región.  Las exportaciones agroalimentarias andaluzas mantienen una línea de progresión ascendente, al aumentar un 6,4% en el primer semestre de 2021, respecto al mismo periodo del año anterior, y rozan ya los 7.000 millones de euros.

Unas cifras impresionantes que tienen un protagonista claro: el aceite de oliva, que se coloca en unos precios más equilibrados y puede viajar a Estados Unidos con menos obstáculos, tras la eliminación de los aranceles con este país. De enero a junio de 2021, las ventas al exterior del aceite de oliva andaluz han aumentado un 17,6%, hasta alcanzar un importe de 1.294 millones de euros.

Junto al aceite de oliva, sobresale el crecimiento del 13,3% que ha experimentado el sector de los frutos rojos hasta alcanzar los 1.186 millones de euros. Por su parte, el sector hortofrutícola ha conseguido superar en este primer semestre los 4.000 millones.

Origen y destino del agro andaluz

En esta primera mitad de año, todas las provincias andaluzas mejoran sus cifras exportadoras. Principalmente, Córdoba y Jaén, al estar ligadas a la producción de aceite de oliva.

Aunque sigue siendo Almería la que lidera el ránking con unas exportaciones que alcanzan los 2.050 millones de euros gracias a un sector hortofrutícola que es referente indiscutible en el mercado exterior por la calidad de sus productos. Detrás, se sitúa la provincia de Sevilla, con 1.400 millones de euros, y Huelva, con casi 1.181 millones de euros.

Invernaderos en Almería

Los principales destinos de lo que se cultiva en el campo andaluz están en Europa. Alemania, es el que más consume (1.333 millones de euros en el primer semestre del año), detrás Francia con 913 millones de euros y en tercer lugar el Reino Unido, con 687 millones de euros. Además, en todos ellos las ventas siguen creciendo con respecto al año pasado.

Fuera de las fronteras europeas, el primer país comprador continúa siendo EEUU, que ocupa el séptimo puesto con compras que alcanzan los 399 millones de euros. Y se acerca también a los productos andaluces China, que experimenta una significativa subida del 18,9%, totalizando adquisiciones por valor de 160 millones de euros.