| 03 de Diciembre de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía
Protesta de los agricultores andaluces contra el Gobierno central del 14 de octubre en Sevilla.
Protesta de los agricultores andaluces contra el Gobierno central del 14 de octubre en Sevilla.

Agricultores y Junta unidos para batallar por una PAC sin recortes

El campo andaluz está en pie de guerra contra el ministro de Agricultura Luis Planas. Exigen el reconocimiento de las regiones productivas y alertan de 200 millones de pérdidas en ayudas.

| Manuela Herreros Andalucía

El campo andaluz está en pie de guerra para reclamar una Política Agraria Común (PAC) sin recortes y ha encontrado como aliado al gobierno de la Junta de Andalucía. Hoy martes, se ha firmado en San Telmo, una Declaración institucional en la que el Gobierno andaluz se adhiere a la reivindicación del sector.

La petición ha sido firmada en la Mesa de Interlocución Agraria, por las organizaciones representativas del sector como son Asaja, Cooperativas Agroalimentarias, COAG Andalucía y UPA Andalucía, así como por el presidente de la Junta, Juanma Moreno.

En el documento se pide que se siga el mismo criterio que se ha defendido para que España siga manteniendo su peso específico en la PAC dentro del conjunto de la UE y que esto sirva para defender que Andalucía no pierda presupuesto dentro de España.

 

El presidente de la Junta, junto a la consejera de Agricultura, Carmen Crespo, y los representantes de las organizaciones agrarias, hoy durante la firma de la Declaración.

Las asociaciones cifran las pérdidas anuales de ayudas en casi 200 millones de euros, por lo que exigen que  se  mantenga el equilibrio entre territorios, que ha caracterizado el actual sistema nacional de regiones productivas de España.

Los perjudicados han alzado la voz en los últimos meses, pero de ahí han pasado a la acción. La manifestación del pasado día 14, convocó un millar de coches y una treintena de tractores y vehículos agrarios. La caravana recorrió Sevilla para exigir al ministro Luis Planas que modifique el Plan Estratégico Nacional y reconozca la realidad de las regiones productivas.

Así, Andalucía vuelve a reclamar que se mantenga el modelo actual, que ha servido para fijar población al territorio, crear empleo y riqueza y es que la fuerza de esta comunidad autónoma radica en que una de cada tres perceptores de la PAC de España reside en ella, a lo que se une que más de 500.000 andaluces viven del campo y que la comunidad andaluza aporta el 36% de la renta agraria nacional.

Uno de los aspectos a los que se alude en esta Declaración es lo perjudicial que supone la ratificación de los ecoesquemas planteados por el Ministerio de Agricultura, porque conllevaría una clara pérdida de renta para el campo andaluz al desvincular las nuevas prácticas medioambientales de las regiones productivas en las que se va a implantar.

Moreno reivindica la hegemonía andaluza en el sector

El presidente de la Junta ha valorado que desde la región se tenga "una voz unánime" y ha señalado que no se puede hacer una buena PAC para España si no se cuenta con Andalucía. Los recortes afectarían a una comunidad con más de 750.000 hectáreas de cultivos herbáceos de secano, que perderían entre un 30% y un 45% de las ayudas que deberían tener por ecoesquemas para mantener sus niveles actuales.

En el caso de las 250.000 hectáreas de cultivos herbáceos de regadío se estiman pérdidas entre el 25% y el 50%. A lo que hay que sumar las zonas de olivar que están por encima de las 700.000 hectáreas y que también perderían niveles de apoyo.

La traducción de los efectos del futuro modelo es que  una amplia superficie de Andalucía vería reducidas sus ayudas, aumentando las exigencias de sus prácticas medioambientales.