| 06 de Febrero de 2023 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Investigación Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía Sostenibilidad ESdiario TV Mundo C. Valenciana Andalucía Suscribirse
El expresidente andaluz, José Antonio Griñán, en una imagen de archivo entrando en la Audiencia de Sevilla.
El expresidente andaluz, José Antonio Griñán, en una imagen de archivo entrando en la Audiencia de Sevilla.

El PP-A trata de impedir que Griñán 'escape' de prisión con una 'lima escondida'

Los populares intentan tumbar la reforma del Código Penal que beneficiaría al expresidente andaluz rebajando su pena por el delito de malversación y su estancia en prisión seria breve.

| Manuela Herreros Andalucía

La cuenta atrás está en marcha para que el expresidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, y el resto de condenados entren en prisión por los ERE fraudulentos. Un 'paseillo' para el que la Audiencia de Sevilla les ha dado 10 días para ingresar voluntariamente en un centro penitenciario y que, si el Tribunal Constitucional no lo frena puesto que es la última baza que puede jugar la defensa de los condenados, se efectuará a finales de este mes o principios de diciembre.

Parece que el Gobierno de Pedro Sánchez no va a utilizar la medida de gracia y no va a 'salvar' a Griñán condediendole el indulto, por lo que el temido momento del ingreso en la cárcel será una imagen de la que no se van a librar los socialistas. Sin embargo, podría estar poco tiempo entre rejas porque la estrategia que ha preparado el PSOE va más allá y en lugar de retratarse firmando el 'perdón', lo hará modificando el Código Penal.

 

Por ello, el Partido Popular en el Parlamento de Andalucía ha anunciado que lleva una Proposición no de Ley (PNL) al Pleno de la próxima semana contraria a la derogación del delito de sedición para su sustitución por el de desórdenes públicos agravados y la reforma de malversación con el argumento de que "no se puede ir modificando la Constitución o el Código Penal dependiendo de lo que a uno interese" y ante ello "nos situamos en las antípodas".

El portavoz parlamentario del PP, Toni Martín, ha advertido en rueda de prensa que la iniciativa de cambiar malversación para los condenados sin lucro personal que "el PSOE le está regalando una tarta con una lima dentro para que se escape de la cárcel" al expresidente de la Junta de Andalucía que está condenado a seis años de prisión por prevaricación.

Un momento histórico para los andaluces

El portavoz del PP en el Parlamento de Andalucía ha considerado que Andalucía afronta "un momento histórico" por el hecho de que frente al retrato del PSOE del "legado de dos grandes servidores públicos", en alusión a los expresidentes Manuel Chaves y José Antonio Griñán, se trata de "un legado de corrupción política" porque "es malversación política por la que han sido condenados por la justicia, no es por el Partido Popular, por la Audiencia de Sevilla, ratificado después por el Tribunal Supremo".

El portavoz parlamentario del PP-A, ha reclamado que "ya está bien de decir que eran unos perfectos servidores públicos", de Chaves y de Griñán, antes de recordar que las partidas del Presupuesto de la Junta para ayudas sociolaborales y empresas en crisis sumaron 684 millones de euros para "repartirlo discrecionalmente sin control y beneficiar a amiguetes, compañeros y cargos socialistas".

El portavoz del Grupo popular en el Parlamento, Toni Martín.

El portavoz parlamentario ha abogado, en cualquier caso, por defender "la honorabilidad de los ocho millones y medio de andaluces".

Martín ha estimado que la reacción del PSOE andaluz es contraria a la concepción de la igualdad de la justicia y que entraña en ese caso "poner en duda todo el edificio judicial", por lo que ha instado a este partido "aclarar unas declaraciones preocupantes" sobre su condición de "si es un partido antisistema en contra de la igualdad de los españoles".